Ir a contenido

TRAS LA SENTENCIA

Asociaciones de comerciantes de Barcelona denuncian los desperfectos causados por los disturbios

La Associació del Passeig de Gràcia reclama un cambio de recorrido para la manifestación del viernes

El Periódico

Manifestantes ante la policía en Barcelona.

Manifestantes ante la policía en Barcelona. / AFP / LLUÍS GENÉ

La Unió d'Eixos Comercials i Turístics de Barcelona denuncia las consecuencias que han sufrido esta noche a causa de las movilizaciones tras la sentencia del 'procés' en el centro de Barcelona. Las acciones vandálicas han ocasionado un importante declive en las actividades comerciales y turísticas. 

Las protestas han dejado cartones, contenedores, motos y mobiliario urbano quemados durante las movilizaciones que habían convocado los CDR. Por todo esto, la entidad Barcelona Oberta "lamenta y condena" estas actuaciones, ya que afectan de forma directa al turismo y al comercio, así como a la imagen proyectada al mundo. 

Piden "respeto"

La entidad anima a manifestarse desde "el respeto y la convivencia" para que esto no vuelva a suceder. Además, pide a las organizaciones como los CDR y Tsunami Democràtic que fomenten actos pacíficos así como "diálogo" a Gobierno e instituciones.

Por su parte, la Associació del Passeig de Gràcia, que agrupa a establecimientos comerciales, empresas y vecinos que trabajan en la zona, ha reclamado este miércoles al gobierno de Quim Torra que condene los altercados ocurridos anoche y ha pedido que se cambie el recorrido de la manifestación convocada para el próximo viernes. El presidente de la asociaciónLluís Sans, ha lamentado los "gravísimos incidentes" de anoche en esta arteria principal de Barcelona tras la convocatoria de Òmnium y ANC y ha exigido que "el gobierno de la Generalitat condene rotundamente estos hechos y abandone la ambigüedad hacia a las protestas con violencia". "Se han producido numerosos daños al mobiliario urbano y en el asfalto del Passeig de Gràcia y las calles de alrededor, aunque no hay que lamentar desperfectos en los edificios ni a los establecimientos", ha dicho Sans. 

Sans ha valorado positivamente "la rápida reacción" del ayuntamiento, que esta mañana ya ha hecho una evaluación de los desperfectos para reparar o restituir el mobiliario urbano y asfaltar los tramos de calle quemados, con el fin de volver a la normalidad lo antes posible. "Son momentos difíciles y tristes para la ciudad, pero entre todos tenemos que recuperar la calma que nos permita superar esta situación", ha señalado Lluís Sans. Además, ha pedido que los convocantes de manifestaciones "escojan otros lugares de la ciudad sin actividad comercial para celebrarlas"."Exigimos a las autoridades que utilicen su capacidad de mediación e interlocución para que esto sea así. Los establecimientos del centro de Barcelona volvemos a sufrir las consecuencias económicas de las continuas movilizaciones y cortes de tráfico, circunstancias que afectan también la vida cotidiana de todos los ciudadanos que pasan por el paseo", ha añadido.

"En concreto, y visto lo que pasó ayer, pedimos que se cambie el recorrido de la manifestación de este viernes por la tarde en el marco de la huelga convocada, que está previsto que transcurra por el Passeig de Gracia", ha concretado el presidente de la asociación. Sans también ha condenado la ocupación del aeropuerto del Prat el pasado lunes y ha advertido que "desgraciadamente pagaremos las consecuencias negativas de todas estas acciones durante próximos meses, tal y como sucedió hace dos años".

El presidente de la Associació del Passeig de Gràcia ha agradecido "al cuerpo de los Mossos d'Esquadra, ayudado por la Policía Nacional, su tarea en restablecer el orden", y ha confiado en que "en los próximos días se practiquen las detenciones de los autores de los incidentes".