Ir a contenido

Uno de los radicales independentistas presos tuvo contactos con Torra, según los investigadores

Un imputado declaró ante el juez que le dijeron que el 'president' les ayudaría a entrar en el Parlament

Presidencia no comenta informaciones "que provienen de filtraciones"

Ángeles Vázquez

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, en el debate de política general en el Parlament.

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, en el debate de política general en el Parlament. / FERRAN NADEU

Desde el primer minuto el presidente de la Generalitat, Quim Torra, se puso del lado de los miembros del Equipo de Respuesta Táctica (ERT) de los Comités de Defensa de la República (CDR) que ingresaron en prisión el jueves, tras declarar ante el juez de la Audiencia Nacional Manuel García-Castellón. Este sábado se ha conocido que uno de ellos se llegó a entrevistar con él, según confirmaron a EL PERIÓDICO fuentes de la investigación. La causa se mantiene bajo secreto de sumario para poder analizar en detalle el abundante material informático intervenido, lo que impide saber más detalles del encuentro, como cuál fue su alcance y contenido.

Además de este contacto directo, el nombre de Torra también se oyó en la sala de declaraciones de la Audiencia Nacional de labios de uno de los siete detenidos el pasado día 23 que acabaron siendo conducidos a la cárcel madrileña de Soto del Real. Ferran Jolis admitió ante el magistrado que le habían dicho que el presidente de la Generalitat estaba al corriente de las acciones de boicot progresivo que tenía planeadas el grupo en el que se le sitúa y que según el auto que le envió a prisión constituye una organización terrorista. Solo él y Jordi Ros, asistidos por abogados de oficio, admitieron que tenían material para fabricar explosivos y "hacer ruido".

Entre esa labor de respaldo, según este imputado, Torra se habría comprometido a facilitarles la entrada en el Parlament para ocuparlo durante unos días entre el 1 de octubre, segundo aniversario del referéndum ilegal, y el momento en el que se hiciera pública la sentencia del 'procés', prevista en la primera quincena.

Aunque el juez García-Castellón inició la investigación hace casi dos años, lo que ha permitido hacer seguimientos y grabaciones a los miembros del ERT, las referencias a Torra que han aparecido en la causa no son, al menos de momento, suficientes para iniciar una investigación contra él, circunstancia que, además, obligaría a remitir las actuaciones al Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC), por su condición de aforado. Desde el Departamento de Presidencia de la Generalitat no se da "ninguna credibilidad" a esas informaciones, mientras que el Govern ha declinado hacer valoraciones. Según Efe, una portavoz ha subrayado que desde el Departamento de Presidencia no comentan "informaciones de ese tipo, especialmente si provienen de filtraciones".

Investigación abierta

El juez Manuel García-Castellón, que continúa con las pesquisas, por lo que no se descartan nuevos arrestos, ordenó el jueves el ingreso en prisión incondicional de los detenidos puestos a su disposición por los delitos de pertenencia a organización terrorista, conspiración para cometer estragos y tenencia de explosivos. Para el juez los encarcelados son "miembros especialmente activos del ERT", sector "más radical, clandestino y comprometido" de los Comités de Defensa de la República (CDR). Considera que se encargaban de la "planificación, el desarrollo y puesta en marcha de las acciones violentas" para "lograr la materialización de la república catalana mediante cualquier vía, incluidas las violentas". Entre los planes que les atribuyen los investigadores figura cortar ciertos puntos de la autopista AP-7 y atentar contra torres eléctricas y de telecomunicaciones.

El auto de prisión enmarcaba estas prácticas "dentro de la estrategia global del movimiento independentista radical más combativo". Sostiene que la organización de la que forman parte estaba "jerarquizada" y tiene "capacidad suficiente para llevar a cabo tácticas y maniobras con un alto nivel de profesionalización".