Ir a contenido

TRAS LA INVESTIDURA FALLIDA

Podemos, con los teléfonos encendidos y un "largo documento" preparado

Los de Iglesias están a la espera de que les llame Sánchez aunque no descartan dar el primer paso

Piden retomar las negociaciones en el punto en el que se dejaron y alcanzar un acuerdo integral

Miguel Ángel Rodríguez

Pablo Iglesias, en la última jornada de la investidura.

Pablo Iglesias, en la última jornada de la investidura.

"Teléfonos encendidos" y "un largo documento" programático guardado en el cajón. La estrategia de Podemos parece sencilla. Esperar a que Pedro Sánchez llame -aunque no descartan hacerlo los morados- y volver a sentarse en una mesa de negociación en la que retomar el diálogo que se rompió tras la fallida investidura. Hasta que ese momento llegue, Podemos se toma estos días como un remedio "desinflamatorio" para toda la crispación que se generó en la tribuna del Congreso entre el líder del partido, Pablo Iglesias, y el presidente del Gobierno en funciones. Una vez el jefe socialista contacte con ellos, pondrán encima de las mesa todas las medidas que han ido recopilando durante las últimas semanas basándose en las reuniones que ya tuvieron con el Ejecutivo antes del debate de investidura. Pero el problema seguirá estando en "cómo se va a constituir el Gobierno", aseguran fuentes de Podemos que recuerdan que su posición -pese a los debates internos- sigue siendo la misma: sacar adelante una coalición que les permita entrar en el Consejo de Ministros.
 
Desde que Sánchez saliese de la Cámara baja con 155 'noes' a sus espaldas y solo con el apoyo de su grupo parlamentario y del diputado del PRC, los contactos entre PSOE Unidas Podemos quedaron en suspenso. Los morados conceden a los socialista la potestad de marcar los tiempos, de iniciar las conversaciones. No obstante, apuntan, no tienen ningún problema en ser ellos los que marquen el número de la Moncloa: "No se trata de quién queda bien". Aun así, confían en la "racionalidad" de todas las partes y en que este silencio esté sirviendo para "reconstituir algunos puentes" que se dañaron por las formas que mantuvieron ambas formaciones. 

Aún queda mucha tensión en las filas de Unidas Podemos. Los cinco días de conversaciones frenéticas -desde que Iglesias diera un paso atrás- para sacar adelante la investidura provocaron muchos roces. "El PSOE interactúa con los partidos a través de los medios de comunicación", denuncian. Unos reproches que, pese a la continua mano tendida a retomar el diálogo, se centran en la filtración de un documento de Podemos, por parte del gabinete de la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo. Según aseguran fuentes morada, la Moncloa modificó el nombre de dicho archivo. En un principio era 'Áreas de responsabilidad de Unidas Podemos' y lo cambiaron por 'Exigencias de Podemos al PSOE'. "Hay que dejarse de movimientos cara a la galería", aseveran antes de reclamar al presidente del Gobierno un "cambio de actitud". 

Acuerdo Integral

Sea quien sea quien llame primero, en Podemos tienen claro que el siguiente paso debe ser retomar las negociaciones en el punto en el que se dejaron. La última oferta del PSOE consistía en una vicepresidencia social para la número dos del partido, Irene Montero, y los ministerios de ViviendaSanidad Igualdad. Un punto de partida que, para los de Iglesias, debe ir acompañado por una negociación integral. "No se entiende que cuando ya se había asumido un Gobierno de coalición se plantee otra cosa", reivindican desde el partido morado.
 
Sin embargo, fuentes de la formación reconocen que existe cierto debate en el seno de Unidas Podemos sobre cómo afrontar el diálogo con los socialistas desde que IU defendiese buscar un Gobierno de coalición sin perder de vista la posibilidad de conformarse con un acuerdo programático que les permita actuar desde la oposición.

Colectivos sociales

En estos días, se han quedado de guardia el secretario de Acción de Gobierno, Pablo Echenique, y la coportavoz en el Congreso, Ione Belarra, preparados para recibir el documento programático que Sánchez dice estar preparando a raíz de las reuniones que está manteniendo con la sociedad civil. Unos encuentros que en Unidas Podemos ven positivos: "Hubiera sido bueno que el PSOE hubiera hecho esto antes". El jefe del partido también está al tanto de cualquier movimiento que pudiera producirse, aunque el viernes él y la portavoz parlamentaria fueron padres por segunda vez, como Iglesias anunció en Facebook, después de que Montero diera a luz a una niña. Momento que utilizó Sánchez para felicitarle por Twitter.