Ir a contenido

Casado unge a Álvarez de Toledo y Montesinos como figuras clave del PP

La que fue candidata por Barcelona será portavoz en el Congreso y el conocido periodista diseñará la comunicación

Maroto será la voz popular en el Senado y Levy pierde relevancia en un organigrama que no busca equilibrios internos

Gemma Robles

Cayetana Álvarez de Toledo, en la reunión de la Junta Directiva Nacional del PP.

Cayetana Álvarez de Toledo, en la reunión de la Junta Directiva Nacional del PP. / DAVID CASTRO

Cambios en las filas populares. El líder del PP reunió este martes a su Junta Directiva para ungir a Cayetana Álvarez de Toledo como portavoz en el Congreso, a Javier Maroto como su homólogo en el Senado (para lograrlo se ha tenido que empadronar en Segovia y llegar a la Cámara por designación autonómica) y al periodista Pablo Montesinos como vicesecretario de Comunicación, un cargo que el propio Pablo Casado ocupó con Mariano Rajoy al frente de la presidencia y que valora.

De esta forma Casado impulsa la remodelación interna que ya sugirió que haría tras su mal resultado de las generales de abril y, de paso, refuerza el perfil conservador del partido con la figura de Álvarez de Toledo, experta también en comunicación y bregada en mil polémicas, y prima claramente la relación con la prensa, designando a Montesinos como responsable de explicar a la opinión pública la estrategia que, desde ahora, desarrollen los populares.

Giro conservador 

El cambio en la capitanía del área de comunicación del PP, una de las más relevantes del partido, tiene otra lectura política: la sustituida por Montesinos es la gallega Marta González, que llegó a la cúpula de la organización una vez que Casado ganó las primarias de la mano de Alberto Núñez Feijóo, el barón gallego con gran influencia, y que ahora pasa a ser portavoz adjunta social del grupo en el Congreso. Otro diputado por Lugo, Jaime de Olano, se convierte ahora en vicesecretario de Participación.

Feijóo -que no acudió a la Junta Directiva por tener otros compromisos pendientes- ha tenido roces y diferencias de criterio con Casado desde las pasadas generales. El gallego nunca ha avalado radicalizar el partido para competir con Vox y, en esa lógica, no veía con buenos ojos el nombramiento de Álvarez de Toledo como portavoz, como tampoco lo veían bien el andaluz Juan Manuel Moreno o el vasco Alfonso Alonso quienes, por cierto, tampoco acudieron a la reunión de populares de este martes. «Respeto las decisiones que entran dentro de las competencias del presidente del partido. El tiempo dará y quitará razones a sin son buenos o malos nombramientos», se limitó a apuntar Feijóo ayer, desde Galicia, una vez se conocieron los cambios. 

Incluso sobre la posibilidad de abstenerse o no en otro hipotético intento de investidura de Pedro Sánchez  habían chirriado Casado y su presidente gallego. Este último dijo hace días que había que reflexionar al respecto si había una oferta seria del PSOE. Pero sobre este punto se hizo evidente que ambos han hablado para evitar distorsiones  y se han aferrado a que los socialistas van a gobernar Navarra con apoyo pasivo de Bildu para cerra esa posibilidad.
 

Levy, con menos peso

De vuelta a los nombramientos y en lo que concierne al "brillante" Maroto, según palabras de Casado, su jefe y amigo opta en estos momentos por colocarlo al frente del grupo en el Senado pero lo aleja de la vicesecretaría de Organización que ocupaba desde julio del pasado año, después de que su gestión al frente de los cuadros del partido y de la campaña de las generales provocara numerosas críticas entre sus compañeros de filas. Su lugar será ocupado por la presidenta del PP navarro, Ana Beltrán. De la vicesecretaría Territorial se hará cargo Antonio González Terol, mientras que Isabel García Tejerina y Cuca Gamarra permanecen en sus puestos. La catalana Dolors Montserrat ha sido avalada como portavoz en el Europarlamento.

Otra de las personas que acompañó como Maroto a Casado en su aventura hacia la presidencia del PP fue la catalana Andrea Levy. Ella también ha sido removida a un cargo de menor rango, abandonando la vicesecretaría que ocupaba y quedándose con la presidencia del Comité de Derechos y Garantías, según el partido más compatible con su responsabilidad como concejala de Cultura, Deportes y Turismo del Ayuntamiento de Madrid. Para cerrar el círculo el presidente popular ha dejado claro que sigue confiando en su número dos, "el gran Teodoro", como ha llegado a decir para referirse al murciano Teodoro García-Egea.

Programas para Uriarte y Rafael Catalá, confirmado

Otros de los cambios que merecen mención en la profunda remodelación que, un año después de hacerse con las riendas del PP, ha emprendido Casado es la elección de Edurne Uriarte como responsable de Estudios y Programas; la designación de la gallega Valentina Martínez para responsabilizarse del área internacional en lugar de José Ramón García (que fue candidato a las primarias) y la confirmación de Daniel Lacalle como secretario de Economía y Competitividad.

Asimismo en la misma jornada en que el Confidencial ha desvelado que Codere, una de las empresas líderes en el mundo de las apuestas online, ha fichado al exministro Rafael Catalá generando una gran polémica, la cúpula popular ha confirmado que se mantendrá como responsable del área de Justicia e Interior del partido.