Ir a contenido

Podemos pregunta a sus bases si prefieren coalición o gobierno en solitario del PSOE

La formación morada plantea a sus militantes mantener sus exigencias o aceptar las ofertas de Sánchez

Desde esta tarde y hasta el próximo jueves podrán votar cuál quieren que sea el sentido del voto

Miguel Ángel Rodríguez

Podemos consulta a sus bases si quieren un Gobierno de coalición o uno monocolor. En la foto, Noelia Vera, de Podemos. / DAVID CASTRO (VÍDEO: EUROPA PRESS)

La portavoz del Consejo de Cordinación de Podemos, Noelia Vera, ha anunciado que desde hoy y hasta el próximo jueves los inscritos de la formación morada podrán participar en una consulta para decidir "cual tiene que ser el rumbo" que sigan de cara a la investidura del presidente del gobierno en funciones, Pedro Sánchez. Así, los militantes podrán elegir entre dos opciones: 

A) "Para hacer presidente a Pedro Sánchez es necesario llegar a un acuerdo integral de gobierno de coalición (acuerdo programático y de equipos), sin vetos y donde las fuerzas de la coalición tengan una representación razonablemente proporcional a sus votos".

B) "Para hacer presidente a Pedro Sánchez, ya sea mediante el voto a favor o la abstención, basta con la propuesta del PSOE: un gobierno diseñado únicamente por el PSOE, colaboración en niveles administrativos subordinados al Gobierno y acuerdo programático".

Con este planteamiento y teniendo en cuenta la situación actual, una mayoría de votos para la primera opción llevaría a los morados a votar en contra de Sánchez, tanto en primera como en segunda vuelta, prolongando las negociaciones hasta una hipotética investidura en septiembre. Por el contrario, en el caso de que las bases acepten la oferta de los socialistas, Iglesias y sus 41 diputados deberían facilitar la continuidad del líder del PSOE en la Moncloa, bien con un 'sí' o con una abstención. 

Opciones "reales" y "verdaderas"

Vera, en rueda de prensa, ha explicado que estas son las dos únicas "opciones reales" y "verdaderas" que se han puesto encima de la mesa de negociación a la que se han sentado Sánchez y el secretario general morado, Pablo Iglesias. En este sentido, ha hecho hincapié en que las bases tendrán que responder sobre las propuesta que han hablado "directamente" con Sánchez y no sobre "rumores".

Preguntada por la premura a la hora de consultar con los inscritos en mitad de las negociaciones, la dirigente morada ha explicado que necesitan  un mínimo de una semana para que los militantes puedan "debatir en los círculos" y, después, la dirección estatal tenga margen para "poner en común la posición con el resto de confluencias y de aliados".

No obstante, ha asegurado que desean "que las conversaciones sigan". "Nuestra posición es clara, es honesta y la vamos a seguir manteniendo con el firme propósito de que de aquí al día 22 lleguemos a un acuerdo con el PSOE que se configure en un gobierno de coaliciónprogresista estable", ha sentenciado.