Ir a contenido

JUICIO DEL 'PROCÉS'

Un abogado de Junqueras pide investigar a España por menospreciar el informe de la ONU sobre los presos

Ben Emmerson considera que el Supremo desoyó la opinión de excarcelación del organismo internacional apoyado por "informaciones falsas" del Gobierno

Ben Emmerson, durante una rueda de prensa. 

Ben Emmerson, durante una rueda de prensa.  / Sylvain Plazy

El abogado Ben Emmerson, defensor de Oriol JunquerasJordi Sánchez y Jordi Cuixart, reclama "una investigación exhaustiva e independiente" e impulsar "una moción de censura" contra España en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU debido a "claras violaciones de los principios fundacionales", según ha adelantado este sábado TV-3. Según Emmerson,  el Tribunal Supremo ha menospreciado un informe de la ONU favorable a la excarcelación y ha utilizado informaciones falsas durante el proceso.

El letrado británico de los tres líderes independentistas ha remitido un escrito al Grupo de Trabajo sobre Detenciones Arbitrarias de la ONU en el que califica de "arbitraria" la privación de libertad de los tres líderes independentistas por lo que reclama a España su excarcelación. El Supremo calificó el informe del grupo de trabajo de la ONU en el que se pedía la libertad inmediata de los presos como "extravagante, ilógico e insidioso". 

El Gobierno, por su parte, remitió una carta a la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, la expresidenta chilena Michelle Bachelet, para expresar su malestar por el contenido de dicho informe e instó a la ONU a revisar este documento por considerar que contiene "errores y distorsiones".

España considera que "hay un conflicto de intereses" entre dos de los cinco miembros del Grupo de Trabajo -cuya inhabilitación pidió formalmente- y el abogado británico, quien formó parte de otros órganos similares de derechos humanos de la ONU en los que trabajó con ambos en al menos dos causas. Para Emmerson, las "infundadas" alegaciones presentadas por el Gobierno español fueron solo "una cortina de humo" para "restar valor" a la labor desempeñada por este Grupo de Trabajo.

Se trata, a su juicio, de "un abuso extraordinario de los mecanismos de protección de derechos humanos de las Naciones Unidas que exige una acción inmediata en forma de una reprimenda formal al Gobierno de España" debido a que esta es "una manipulación deliberada y deshonesta" que resulta "incompatible" con el artículo dos de la Carta de las Naciones Unidas.

Propuesta

Este "ultraje" a la ONU que, sostiene Emmerson, debe ser llevado, en su opinión "inmediatamente" al Relator Especial sobre la independencia de los jueces y abogados y al Relator Especial sobre la protección de los defensores de los derechos humanos además de ser inevitablemente "rechazado lo más rápidamente posible".

"La conducta de España es una afrenta directa al supuesto de buena fe que está destinado a sustentar la labor del propio Consejo de Derechos Humanos", señala el texto, que tilda los hechos de "un acto de grave corrupción política".

Filtración

Emmerson acusa asimismo al Gobierno de haber filtrado el citado informe a los medios de comunicación, algo que a su entender es "juego sucio", y critica al Tribunal Supremo por no haber tomado en consideración el escrito -los jueces afirmaron que contiene "afirmaciones extravagantes, carentes de toda lógica y de imposible encaje en nuestro sistema procesal"-.

El abogado pide al Grupo de Trabajo que haga llegar su carta al Alto Comisionado para los Derechos Humanos, al Relator Especial sobre la Protección de los Defensores de los Derechos Humanos y a la presidencia del Consejo de Derechos Humanos. Reclama, asimismo, que se publique ya el informe sobre los casos de otros independentistas presos, en concreto de Joaquin Forn, Josep Rull, Raül Romeva y Dolors Bassa.