Ir a contenido

Operación Lusista

Prisión para los dos líderes de Resistencia Galega y sus dos colaboradores

'Toninho' y Losada Camba fueron detenidos el sábado tras estar huidos desde el 2006

El Periódico / Agencias

Los presuntos líderes del grupo terrorista Resistencia Galega, Antón García (’Toninho’) y Asunción Losada.

Los presuntos líderes del grupo terrorista Resistencia Galega, Antón García (’Toninho’) y Asunción Losada. / Ministerio del Interior/EFE

El juez Manuel García Castellón ha decretado prisión provisional y sin fianza para los líderes del grupo terrorista Resistencia Galega Antón García Matos, Toninho, y Asunción Losada Camba, ambos en la clandestinidad desde 2006, y a dos de sus colaboradores detenidos también el pasado fin de semana. Según han informado fuentes jurídicas, el juez de la Audiencia Nacional ha acordado el ingreso en prisión de los cuatro, a petición de la Fiscalía, por el delito de integración en organización terrorista.

'Toninho' y Losada fueron detenidos en Vigo este sábado en virtud de las requisitorias de los juzgados de instrucción 4 y 6 de la Audiencia Nacional por los delitos de pertenencia a organización terrorista en grado de dirigente, tenencia y transporte de explosivos y falsedad documental.

En el momento de su detención, 'Toninho' y Losada estaban acompañados por García Nogales, que también fue arrestado. Además, agentes de la Benemérita han detenido este mismo domingo a una cuarta persona en la localidad de Oxén, en Ourense.

Buscados desde hace años

Las operaciones policiales de los últimos años habían conseguido desarticular los comandos de la organización terrorista y detener a todos sus miembros, además de actuar contra su entramado organizativo de apoyo. Pero 'Toninho' y Losada permanecían huidos desde el 2006, lo que permitía a Resistencia Galega mantener los conocimientos técnicos y la experiencia para la confección de artefactos explosivos.

Los investigadores creen que Antonio García Matos y Asunción Losada Camba son pareja y que estaban al frente de la organización. Ambos figuran desde hace años entre los terroristas más buscados de España, hasta el punto de que sobre ellos pesaba un código rojo de Interpol, orden internacional de busca y captura. Contra ellos pesan acusaciones que van desde pertenencia a organización terrorista en grado de dirigentes a tenencia, transporte de explosivos o falsedad documental. Su búsqueda se centraba en Portugal, pero hace unos meses se había ampliado a Venezuela.

La búsqueda de 'Toninho', máximo dirigente de la banda, se remonta a su paso a la clandestinidad en el 2006. Durante estos años han sido muchas las pistas seguidas para la su localización, llegando incluso a ubicar su paradero fuera de España, hasta su localización en Vigo.

Sin noticias desde el 2014

La última aparición conocida de 'Toninho' fue el 18 de julio del 2014, cuando se difundió un vídeo que había grabado en la clandestinidad en el que abogaba por dar continuidad a "la lucha armada". Desde entonces no se había vuelto a tener noticias de él.

Resistencia Galega nació como heredero del Exército Guerrilheiro do Povo Galego Ceive en 2005 con la publicación de un manifiesto fundacional en internet. Desde entonces ha protagonizado alrededor de sesenta acciones violentas, muchas con explosivos de fabricación casera, contra partidos políticos, instituciones, entidades bancarias y empresas, sin causar víctimas mortales. Su último atentado, en la madrugada del 1 de octubre de 2014, destruyó parcialmente la Casa Consistorial del municipio lucense de Baralla con una violenta explosión que llegó a provocar daños materiales en los edificios colindantes. En los últimos años fueron desarticulados varios comandos de la organización y se dieron golpes contra su entramado operativo de apoyo, pero García Matos y Losada Camba seguían libres y los investigadores eran conscientes de que, con ellos, Resistencia Galega mantenía los conocimientos técnicos y la experiencia para confeccionar explosivos. 

Desde 2007 han sido detenidas al menos cuarenta personas vinculadas a la organización terrorista gallega. Según datos del Instituto Armado, a la organización terrorista Resistencia Galega se le atribuyen más de 60 acciones violentas, muchas de ellas realizadas con explosivos de fabricación propia.