Ir a contenido

La ANC apuesta por proclamar la independencia con el 50% de votos tras las elecciones catalanas

La entidad actualiza en Tarragona su hoja de ruta

Paluzie hace autocrítica sobre el recorrido tras el 1-O

El Periódico

La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, en la plaza de Sant Jaume.

La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, en la plaza de Sant Jaume. / RICARD CUGAT

La Assemblea Nacional Catalan (ANC) ha ratificado en asamblea su nueva hoja de ruta, que plantea, tal como avanzó EL PERIÓDICO el pasado 22 de marzo, propone alcanzar la independencia por la vía unilateral si el soberanismo supera el 50% de los votos en unas elecciones al Parlament.

La ponencia ha sido aprobada en la asamblea celebrada por la ANC en Tarragona, sin enmiendas. La presidenta de la entidad, Elisenda Paluzie, ha subrayado que con esta propuesta queda reafirmado el objetivo fundacional "sin miedo y sin ceder a los que nos querrían de rodillas y querrían que renunciáramos o disimuláramos nuestro objetivo". En este sentido ha subrayado que si existe una mayoría independentista no podrá haber "excusas" ni "dudas".

Las elecciones

La ANC, que ha ido actualizando distintas hojas de ruta, sin que en varias ocasiones se haya logrado el objetivo, apuesta ahora por la posibilidad de que tras las elecciones municipales y europeas del próximo 26 de mayo y la finalización del juicio del 1-O se convoquen elecciones catalanas ante la falta "de estrategia común para alcanzar la independencia". La asociación considera que para alcanzar la vía unilateral es necesario "alinear" al Govern, el Parlament y el resto de instituciones así como la ciudadanía movilizada.

La propuesta concreta consiste en declarar la independencia y publicarla en el Butlletí Oficial del Parlament y el Diari Oficial de la Generalitat de Catalunya y hacer una proclamación solemne, tras la cual habría que bajar la bandera española del Palau de la Generalitat y el Parlament, pedir el reconocimiento internacional de la independencia y constituir a Catalunya en Estado. A partir de ahí, siempre según esta nueva hoja de ruta, el Govern debería publicar los decretos de desarrollo de la ley de transitoriedad jurídica, dejar en libertad a los presos y organizar el retorno de los desplazados al extranjero.

Paluzie ha insistido en que el referéndum de autodeterminación ya se celebró "y lo ganamos".  “Si se supera el 50% de votos no hay excusas y no hay dudas: ¡hacemos la independencia!".

Fruto del duelo

Paluzie ha admitido que la hoja de ruta aprobada por la asamblea general de la entidad en Tarragona este domingo es el resultado del "duelo del octubre de 2017, de esa victoria en el referéndum de autodeterminación no materializada en una república objetiva".

"Una independencia negociada es mejor, pero un referéndum acordado depende del otro", ha subrayado Paluzie en un discurso tras la votación. La presidenta de la ANC ha explicado que la nueva hoja de ruta es el resultado de una labor de autocrítica, que ha resultado en una estrategia que incide de forma especial en la economía y el mundo laboral: "Estamos ayudando a fortalecer los sindicatos nacionales, independentistas, para estar preparados cuando volvamos a hacer un 3 de octubre".

Ha destacado las denominadas campañas de consumo estratégico que está realizando la ANC, para "no depender más de aquellos que nos amenazaron en octubre, que hicieron una campaña de miedo económico indigna", y las candidaturas impulsadas por la entidad a las Cámaras de Comercio.

"Hemos vuelto a aprobar una hoja de ruta para la independencia, y aprobaremos tantas como sea necesario hasta conseguirla", ha señalado, tras lo que ha dicho, literalmente, que ya no hay excusas para que ese objetivo se cumpla.