Ir a contenido

PUBLICIDAD DEL 1-O

Absuelto el concejal de Badalona que se llevó carteles del 1-O requisados

José Téllez, de Guanyem Badalona, se encaró con la Guardia Urbana

El Periódico

José Téllez, el pasado enero durante el juicio, junto a Jaume Assens.

José Téllez, el pasado enero durante el juicio, junto a Jaume Assens. / RICARD CUGAT

La sección sexta de la Audiencia de Barcelona ha absuelto al concejal de Guanyem Badalona José Téllez, condenado anteriormente por un juzgado penal a pagar más de 4.000 euros por un delito de desobediencia. Aquel juzgado había considerado a Téllez culpable de retirar carteles de Òmnium Cultural sobre el 1-O de un coche de la Guardia Urbana que los había requisado previamente. Téllez recorrió la decisión y ahora la Audiencia lo ha absuelto.

A través de Twitter, Téllez ha dado las gracias a toda la gente y organizaciones que le han apoyado durante este proceso judicial y ha enviado besos irónicos al PP, que puso la denuncia que lo llevó a juicio.

La Audiencia de Barcelona considera probado que Téllez, que en el momento de los hechos era tercer teniente de alcalde de Badalona, instó los agentes a volverle los carteles que habían requisado poco antes a un grupo de personas. Los agentes, alegando que cumplían un mandato de la fiscalía, se negaron, pero Téllez abrió la puerta del coche y los cogió.

A la sentencia, el tribunal establece la secuencia de los hechos y relata que la policía decomisó un material e identificó las cinco personas que lo colgaban a las farolas, que después llega Téllez pero no consta ningún "requerimiento expreso" hacia él, según entiende la Audiencia, para que no cogiera el material dentro del coche, que policías y concejal inician una conversación en la cual se recuerda que la alcadesa del municipio había cuestionado la instrucción de la fiscalía, que Téllez pide a los agentes que devuelvan el material y que ante la negativa, lo coge y lo vuelve a los identificados.

Todo ello hace considerar al tribunal que "no hay prueba de cargo" para enervar la presunción de inocencia y, en consecuencia, que tiene que estimar el recurso de Téllez y absolverlo. Contra la sentencia hay la posibilidad de recurso de casación.