26 oct 2020

Ir a contenido

REGENERACIÓN POLÍTICA

Dimite el delegado de ·Empleo en Málaga que tenía sociedades en Panamá

Miguel Guijarro (Ciudadanos) defiende que no ha cometido ilegalidad alguna

Justifica su marcha en su voluntad de evitar que el asunto "perjudique al Gobierno del Cambio" en Andalucía

Julia Camacho

El líder de Ciudadanos en Andalucía, Juan Marín, durante su intervención en el debate de investidura.

El líder de Ciudadanos en Andalucía, Juan Marín, durante su intervención en el debate de investidura. / JULIO MUÑOZ (EFE)

La selección de personal para los cargos públicos realizada por Ciudadanos en Andalucía se ha revelado cuando menos dudosa. El delegado provincial de Economía y Empleo en Málaga, Miguel Guijarro, ha dimitido este viernes después de conocerse que creó hace ocho años creó dos sociedades instrumentales en Panamá cuya legalidad ha defendido en todo momento. Desde primera hora de la mañana, los partidos de la oposición habían pedido explicaciones al Ejecutivo y su cese inmediato, aunque el vicepresidente de la Junta y líder de Ciudadanos, Juan Marín, prefirió esperar hasta analizar toda la información disponible para confirmar la ilicitud o no de la actividad empresarial. Se trata del segundo delegado provincial vinculado a la formación naranja que deja el puesto en apenas dos meses de gobierno de coalición PP-Ciudadanos.

En una carta, el ya ex delegado de Empleo, Formación, Trabajo Autónomo, Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad en Málaga, explica los motivos de su renuncia y mantiene que “no ha cometido ninguna ilegalidad en ningún momento”, y que “siempre cumplí con mis obligaciones de todo tipo sin vulnerar la ley”. Así, justificó su dimisión en su voluntad de evitar que con este asunto “se perjudique al nuevo Gobierno del cambio en Andalucía que vino a cambiar esta región; ni a mi familia ni a mi partido”. “No son instantes de defender posiciones ante nadie porque la verdad no necesita ser defendida”, señaló Guijarro.

La información desvelada por 'El Confidencial' este mismo viernes apunta a que Guijarro, con la ayuda de la firma de abogados Mossack Fonseca (especializado en la creación de empresas ‘offshore’), registró en 2011 dos sociedades pantalla en Panamá, denominadas Bakchia Corporation e Ixcumante SA En 2015, ambas empresas se fusionaron, y en la actualidad continúan activas y funcionando, según el diario digital, con hombres de paja como directores y administradores, siendo uno de sus administradores una persona que aparece como testaferro en otro millar de sociedades. En el caso de Guijarro, las acciones que posee no son nominativas, sino al portador, y están custodiadas físicamente en el mencionado bufete, un sistema empleado habitualmente para ocultar la identidad real del beneficiario.

Según explicó este mismo viernes el vicepresidente de la Junta de Andalucía y líder de Ciudadanos en la comunidad, Juan Marín, el delegado provincial le transmitió a primera hora que “no existía ningún tipo de ilegalidad”, y puso “toda la información” a disposición del ejecutivo andaluz y de su partido. Al parecer, el delegado provincial habría apuntado inicialmente que se trataba de empresas para operar en el país centroamericano y no sociedades pantalla.

“Me ha transmitido que no existe ningún tipo de ilegalidad”, señaló Marín, “que es un hombre que ha tenido negocios”. El vicepresidente andaluz insistió que serían los consejeros de Empleo y Economía, Rocío Blanco y Rogelio Velasco, quienes analizaran la información facilitada para tomar una decisión lo antes posible dada la relevancia que ha adquirido el caso. No obstante, Marín resaltó que “no nos va a temblar el pulso” si se confirma que se ha producido cualquier irregularidad”.

“Si hay cualquier género de dudas sobre cualquier actividad que pudiera ser ilícita de cualquier miembro de Ciudadanos, inmediatamente habría que pedirle su dimisión sin ningún problema”, dijo dejando clara su opinión personal. Marín también quiso hacer hincapié en que el Ejecutivo andaluz desconocía la existencia de estas empresas, dado que Guijarro fue designado en febrero y aún no había cumplido el plazo para que los altos cargos presenten su declaración de bienes y actividades.

"Años dándonos lecciones"

Sin embargo, la información publicada dejaba en una posición comprometida al delegado provincial y, sobre todo, al compromiso de regeneración enarbolado por los dos partidos que sustentan el ejecutivo regional, como recordó la secretaria general del PSOE andaluzSusana Díaz. “Llevan años dándonos lecciones y han dicho de todo, y no hay mañana donde no nos despertemos con un caso bochornoso y vergonzante”, reprochó, “Andalucía no se merece esto”, dijo Diaz, quien ironizó acerca de que Ciudadanos “venía a regenerar la vida pública y ya se está viendo lo que está sucediendo”. Desde el PP, por su parte, guardaban silencio y se limitaban a señalar que quien tenía la responsabilidad de pronunciarse sobre el asunto era su socio de gobierno, dado que es la formación naranja quien ostenta las competencias en Economía y Empleo y quien designó a sus delegados provinciales por estas áreas.

La marcha de Guijarro es la segunda en dos meses, después de que el pasado febrero la responsable de Turismo, Justicia, Regeneración y Administración Local de la Junta de Andalucía en Granada, Elisa Fernández-Vivancos, dejara el cargo sin llegar siquiera a tomar posesión. Fernández-Vivancos había sido la jefa del Gabinete Jurídico de la Junta en Granada cuando su departamento dejó pasar una citación judicial que le acabó costando a la administración autonómica una indemnización millonaria al promotor del centro comercial Nevada. Tras ese caso, la letrada fue cesada y pasó a la actividad privada hasta que fue rescatada de nuevo por Ciudadanos.