Ir a contenido

Revisión de las medidas cautelares

García Castaño vuelve a la Audiencia Nacional para completar su declaración sobre el 'caso Villarejo'

Podemos, que ejerce la acusación popular, pedirá prisión provisional para el exjefe de la Policía Nacional

El Periódico / Agencias

El excomisario Enrique García Castaño.

El excomisario Enrique García Castaño. / DAVID CASTRO

El que fue jefe de la Unidad Central de Apoyo Operativo (UCAO) de la Policía Nacional, Enrique García Castaño, prestó declaración el pasado martes en la Audiencia Nacional durante algo más de tres horas en relación a dos piezas secretas del 'caso Villarejo' y completará su testimonio este miércoles, cuando se le preguntará por el resto de líneas de investigación en las que está imputado y se celebrará la vistilla de revisión de medidas cautelares en la que la acusación solicitará prisión provisional.

En concreto, García Castaño, que a su llegada a la Audiencia Nacional expresaba "tranquilidad" ante esta nueva citación, ha sido interrogado por la pieza 'Kitchen' sobre el espionaje al extesorero del PP Luis Bárcenas para sustraerle documentación del partido; y 'Trampa', en relación a los 'trabajos' que el comisario jubilado y en prisión provisional José Manuel Villarejo habría estado realizando para el BBVA, presuntamente, con su colaboración.

Será este miércoles cuando se retome el interrogatorio sobre sus imputaciones en la pieza principal de la causa, que investiga la existencia de una organización criminal, la pieza 'Iron' sobre el espionaje a un despacho de abogados y la pieza 'Land', también de espionaje, en este caso, entre los herederos de Procisa.

Revisión de las medidas cautelares

Al término de la declaración esta previsto que se celebre una vista para revisar las cautelares que ya tiene impuestas García Castaño, retirada del pasaporte, prohibición de salir de España y comparecencias periódicas en el juzgado, pues Podemos, que ejerce la acusación popular, así lo ha instado con intención de pedir prisión provisional a la luz de nuevos indicios que obran en la causa.

Uno de esos indicios se enmarca en el contexto de la pieza principal. Garcia Castaño tendrá que responder por los 600.000 euros que de acuerdo a los investigadores, habrían entrado en sus cuentas bancarias mediante ingresos en efectivo sin justificación y que se relacionan con beneficios por su colaboración con la organización liderada por Villarejo.

El propio implicado ha dicho a los medios a su salida de la Audiencia Nacional que justificará esos ingresos con "documentación bancaria" ante el juez. Fuentes de su defensa explican que ese dinero se ingresó a lo largo de varios años y obedecía en todos los casos a gastos de la UCAO que él previamente había adelantado en el día a día de sus funciones policiales.

Por otra parte, en el marco de la pieza 'Iron', un reciente oficio de Asuntos Internos ha puesto el foco en un inspector jefe que trabajaba con dependencia jerárquica de García Castaño y que a la luz de los correos electrónicos de empleados de BBVA aportados por la entidad financiera a la causa, habría recopilado datos privados del despacho de abogados objeto de Villarejo que luego él utilizó para sus fines, unos datos además, que obraban ya en la causa porque le fueron intervenidos exactamente en el mismo formato.