Ir a contenido

FILAS CONSERVADORAS

Bauzá deja el PP por "sembrar nacionalismo" en Baleares

El expresidente carga contra la política lingüística de su partido en las islas

Fuentes de Vox y Cs descartan que hayan fichado al exdirigente autonómico

Pilar Santos / Madrid

José Ramon Bauzá, expresidente de Baleares, se da de baja del PP. / MONTSERRAT DIEZ (EFE / VÍDEO: EUROPA PRESS)

El expresidente del Gobierno de Baleares José Ramón Bauzá renunció este miércoles al acta de senador y se dio de baja del PP tras 20 años como militante. En una carta de cuatro páginas enviada a los medios de comunicación, Bauzá (Madrid, 1970) aseguró que lo hace porque considera que su partido ha "catalanizado" las islas y ha "sembrado nacionalismo" en ese territorio. En unas líneas que disgustaron a la cúpula de Génova, el exdirigente acusa a Pablo Casado de hacer y decir cosas distintas, "al menos en el caso de Baleares" y la lengua. En la dirección de Génova lamentaron su salida, pero rechazaron las críticas.

Fuentes de las direcciones de Vox y Ciudadanos descartaron a este diario que hayan mantenido conversaciones con Bauzá para ficharle. El afectado no tiene, al menos por ahora, ninguna oferta para integrarse en las listas de esas dos formaciones para las autonómicas de mayo, aseguraron portavoces de los dos partidos. El exdirigente escribió en Twitter horas después que su intención es "volver" a la sociedad civil "para seguir defendiendo lo mismo como un simple farmacéutico mallorquín". 

En la carta, el hasta ahora senador carga contra el "regionalismo" de su partido y lo acusa de haber "sembrado y regado un nacionalismo que la izquierda no ha necesitado más que explotar". Bauzá empezó a liderar el PP en las islas en el 2009 y desde ese momento y después, como presidente de la comunidad, entre 2011 y 2015, defendió "hasta la extenuación la unidad de España" y la "descatalanización de las islas Baleares", subraya por escrito. Bauzá se queja de que los dirigentes del PP balear que le antecedieron y le sucedieron, en cambio, han ayudado al crecimiento del sentimiento nacionalista. Como ejemplo señala que fue un Ejecutivo popular el que estableció "el denominado decreto de mínimos", para garantizar el modelo de inmersión lingüística en catalán, medida que reformó cuando él llegó al Gobierno.  

En mayo del 2015, Bauzá ganó las elecciones, pero no pudo gobernar ante la alianza del PSOEPodemos y los econacionalistas de Més. En julio fue elegido como senador por designación autonómica y ese mismo mes dimitió como líder de los populares por la debacle electoral (de 35 a 20 escaños). Su decisión de este miércoles culmina meses de enfrentamientos con la nueva dirección de Biel Company.

Una cosa en Madrid, otra en Baleares

El PP no tardó en reaccionar. Génova aseguró que el político no había expresado nunca esas críticas "injustificadas" en los órganos internos y aprovechó para recordarle las iniciativas puestas en marcha en el Congreso para garantizar el uso del castellano en toda España. La dirección lamentó que Bauzá no estuviera atento al discurso de Casado el domingo, cuando declaró su intención de acabar con "el adoctrinamiento nacionalista y el dogmatismo de izquierda".  

Sin embargo, Bauzá reconoce en su carta que le gustan "muchas cosas" que escucha a Casado, pero añade que no ve traducción en los hechos: "Desgraciadamente, al menos en el caso de Baleares, sus palabras y sus acciones van en caminos opuestos". Y pone ejemplos. Se queja de que la dirección actual del PP balear reniegue de la ley de símbolos que él aprobó como presidente autonómico, apoye la subvención de rótulos en catalán, defienda que sea un requisito en el acceso a la función pública y niegue que exista "adoctrinamiento" en las islas.

Temas: Baleares PP