Ir a contenido

ENTREVISTA AL 'EXCONSELLER' DE PRESIDÈNCIA

Jordi Turull: "La cárcel y el exilio dificultan la relación entre JxCat y ERC"

«Ante el Tribunal Supremo, no pediré perdón y reivindicaré lo que hicimos el 1 de octubre y el 27 de octubre»

«Pedro Sánchez debe decidir si piensa en las próximas elecciones o en las próximas generaciones»

Sílvia Cóppulo

El exconseller Jordi Turull, en diciembre del año pasado, en una rueda de prensa, en Barcelona, tras su primera etapa en prisión.

El exconseller Jordi Turull, en diciembre del año pasado, en una rueda de prensa, en Barcelona, tras su primera etapa en prisión. / FERRAN SENDRA

Más delgado, con aspecto jovial, firme en las convicciones y optimista de actitud, el ‘exconseller’ Jordi Turull habla tras los cristales en la cárcel de Lledoners: «Cuando salga, recorreré a pie Catalunya, como Josep Maria Espinàs, para dar las gracias a toda esta buena gente que nos ayuda. Tenemos un país fantástico».

¿Para qué ha servido la huelga de hambre?  
Para no normalizar una injusticia más del Constitucional, que no había tomado ninguna decisión respecto a nuestros recursos durante un año. Es la teoría de los bostezos. Te los vas tragando, y uno tapa al siguiente, como las injusticias. 

¿Cómo se prepara para el juicio?  
Desde dos puntos de vista. El técnico, para desmontar el relato parcial, sectario y lleno de errores de la causa, basado en el de la Guardia Civil, que nos pegó. Y el político: yo quiero una salida política, pacífica y democrática para Catalunya. Ante el Supremo, no pediré perdón y reivindicaré lo que hicimos el 1-O y el 27-O.

¿Cómo valora que el TS juzgue a 12 encausados y el TSJC, a los 6 restantes, acusados de desobediencia? 
Es una contradicción más, y una injusticia muy grande hacia Carme Forcadell. ¿Por qué se la trata de manera diferente al resto de la Mesa del Parlament? Esto no es impartir justicia, esto va de escarmiento. 

¿Por qué se trata de manera diferente a Carme Forcadell que al resto de la Mesa del Parlament? Esto no es impartir justicia, esto va de escarmiento

¿Confía en un juicio justo? 
No, porque no hay igualdad entre las partes. Nosotros venimos de una larga prisión provisional, llegaremos esposados, nos trasladarán al calabozo cada día durante meses y no tendremos tiempo suficiente para preparar las defensas. En cambio, la acusación llegará recién salida de la ducha y habiendo desayunado un cruasán con zumo de naranja.

¿Cree que podrá defender inocencia?
Yo salgo a ganar, aunque la sentencia pueda estar medio pensada. Creo que, si se imparte justicia, nos declararán inocentes. Ahora bien, si el juicio va de escarmiento, no. 

¿El Gobierno puede incidir en el juicio? 
Sí, a través del abogado del Estado, no oponiéndose a nuestra libertad provisional, de manera que lleguemos al juicio con garantías.

¿Visto en perspectiva, fue un error el 27-O?
No, lo volvería a hacer. No me arrepiento ni del 6 y el 7 de septiembre, ni del 1-O, ni del 27-O. Nadie debería tener miedo de votar. 

¿Renuncia ahora a la unilateralidad? 
No. No hemos de renunciar a nada que sea pacífico y democrático. El derecho internacional nos ampara.

¿Cómo valora el pacto del PP y Cs con la extrema derecha para entrar en las instituciones en Andalucía? 
Finalmente, se han quitado de encima sus complejos para normalizar el franquismo estructural. Y atención, porque la gente preferirá el original (Vox) a los partidos que lo alimentan (PP y Cs). Lo que me impacta es el complejo de la izquierda española del PSOE para actuar.

¿Fue positivo el encuentro entre Torra y Sánchez en Barcelona?  
Sí. Ahora es necesario que el Gobierno desgrane su propuesta, teniendo en cuenta que los ciudadanos deben tener la última palabra en las urnas. Ya lo reconoció el mismo Pedro Sánchez en la sesión de la moción de censura. Pero, por ahora, no se moja.

¿Qué debería hacer, según su opinión, el presidente Sánchez? 
Pedro Sánchez debe decidir si piensa en las próximas elecciones o en las próximas generaciones.

¿Eso significa que, si ofrece una salida a las aspiraciones independentistas, perderá las elecciones?  
No si lo hace con convencimiento, pero le falta fortaleza en las convicciones. Da volantazos. Por un lado, habla de diálogo y después nos tacha de «pandilla»... ¡a dos millones de personas!

Pero en unas nuevas elecciones generales, podría gobernar la derecha con la extrema derecha. 
Pedro Sánchez convocará las elecciones cuando quiera. Nosotros no somos los responsables.

"No tengo muchos motivos para fiarme de Pedro Sánchez, pero es lo que hay"

¿Se fía de Pedro Sánchez? 
No tengo muchos motivos para hacerlo, pero es lo que hay.

¿Espera algo del PSC? 
No.

¿Una propuesta de Sánchez podría permitir que el PDECat no bloqueara los Presupuestos del Estado? 
El Gobierno de Pedro Sánchez ni siquiera ha presentado los Presupuestos a los grupos independentistas. Pide votos a cambio de buenas palabras. La situación de Catalunya es humillante, no se puede mezclar todo. Los presos no somos equivalentes a una partida presupuestaria. Él presentó una moción de censura y la votamos a favor. Es él quien está en deuda.

¿Qué es necesario para que Sánchez apruebe los Presupuestos con su apoyo?
Debe haber hechos palpables y una propuesta clara para mejorar el autogobierno.

¿Sería aceptable votar primero un Estatut y más adelante el referéndum de autodeterminación? 
No vale ya un nuevo Estatut. Hay que saber dónde estamos y a dónde queremos ir. La actuación policial del 1-O impide contar el resultado con normalidad. Debemos actuar como en Escocia. Es necesario contar a las personas en un referéndum de autodeterminación con garantías. Hay más independentistas explícitos que unionistas, además de entre un 8% y un 10% de opciones indefinidas. 

¿Deben adelantarse las elecciones en Catalunya y en España? 
En Catalunya, no. En España, no lo sé.

¿Existe un problema de convivencia en Catalunya como sugiere el Rey Felipe VI?  
No, no lo hay.  El 3-O el Rey apadrinó el a por ellos con la consiguiente vulneración de derechos y libertades en Catalunya. Ahora intenta sustentar aquel discurso.

¿La Constitución es el escollo? 
Si hay voluntad política, la Constitución no será el principal problema. Cuando se aprobó, nos dijeron que era muy permeable. Pero ahora se aplica más en forma de tuits de Código Penal que de garante de derechos y libertades fundamentales.

¿Qué papel deben jugar los CDR? 
Yo conozco a los de Parets del Vallès [el pueblo natal de Turull]. Son encantadores, maravillosos y pacíficos, y actúan con la cara descubierta. Nunca les podré agradecer lo suficiente todo lo que hacen.

"Hay que aislar a las personas que van con la cara tapada, como hizo la gente en la manifestación del 21 de diciembre"

¿Y los que actúan con violencia? 
No sabemos si son infiltrados o provocadores. Hay que aislar a las personas que van con la cara tapada, como hizo la gente en la manifestación del 21-D.

¿Qué separa a JxCat de ERC en la estrategia independentista?
El día a día es difícil. Muchos liderazgos no pueden participar en las decisiones, que hay que tomar en poco tiempo (porque están en la cárcel o en el exilio). Y además vivimos un acoso policial y judicial en Catalunya. Aún así, los políticos debemos trabajar para conseguir la unidad, que nos pide la gente.

Para el Ayuntamiento de Barcelona hay muchas opciones independentistas. 
Si vamos juntos en Barcelona, la alcaldía independentista está garantizada. Debemos convencernos de la unidad y querer tener el pan entero y no unas migajas.

¿Catalunya está fracturada? 
Catalunya vive intensamente la política desde posicionamientos distintos. Pero nadie conseguirá alterar nuestra convivencia, porque la cohesión social es más fuerte.  Catalunya es el país de Pau Casals, de la Marató, de gente que sube montañas y canta en Lledoners.

Usted es hincha del Espanyol… 
En la cárcel, ser perico me ayuda a remontar y a no darme nunca por vencido.