Ir a contenido

El Govern propuso a Sánchez la mediación de expertos independientes

Según Aragonès el Gobierno central "tomó nota del plan" sin rechazarlo

Pere Aragonès en rueda de prensa ofrecida ayer en el Centro Cultural Blanquerna, en Madrid.

Pere Aragonès en rueda de prensa ofrecida ayer en el Centro Cultural Blanquerna, en Madrid. / Luca Piergiovanni (EFE)

Pere Aragonès y Elsa Artadi propusieron a Carmen Calvo y Meritxell Batet, en la reunión b del Palau de Pedralbes del pasado jueves, la creación de una "comisión de mediación” con miembros independientes para encauzar una solución política al conflicto catalán. Según reveló el lunes en Catalunya Ràdio el propio vicepresidente del Executiu, las representantes del gabinete de Pedro Sánchez apuntaron que “tomaban nota”, pero en ningún momento dieron una negativa por respuesta.

"La primera fase es diálogo, la segunda fase es negociación, la tercera fase tiene que ser votación. Yo lo puse sobre la mesa y ellos dijeron: tomamos nota", aseveró Aragonès. La parte catalana espera tener respuesta de sus homólogos estatales en el próximo encuentro, previsto para enero.

Durante la entrevista, Aragonés ha asegurado que la reunión con Sánchez sirvió para que el Gobierno admitiera "por primera vez en una declaración oficial" que había "un conflicto que necesita una respuesta política". Es decir, el máximo avance logrado es el del diagnóstico compartido, aunque aun no de las soluciones.

Con respecto a las voces que, circularmente, apuntan a la confección de un nuevo Estatut como remedio para poner fin al ‘procès’, Aragonés afirmó que el gabinete de Quim Torra "no trabaja ni por un nuevo estatuto, ni por una reforma federal del Estado, ni por más autogobierno. Nosotros trabajamos por la independencia", insistió.

Carta de Junqueras y Rovira

Oriol Junqueras y Marta Rovira, hicieron el lunes un llamamiento, vía misiva a la militancia, a "revalidar" el mandato democrático "para que sea definitivo", en referencia al referéndum de autodeterminación. Ambos dirigentes han pedido al independentismo que "no caiga en la trampa" y trabaje con "unidad de acción" y "metas compartidas". Juntos para avanzar, desde la diversidad, con lo mejor de la pluralidad, sin uniformizarnos aprovechando lo mejor de cada cual. apuntan.

En la carta aseveran que "el camino es la justicia" y que esta "solo puede ser la absolución y de la absolución a la autodeterminación". El juicio del 1-O, subrayan, "volverá a remover el régimen, porque la injusticia nunca puede ser en vano". Y rematan: "Quien acusa injustamente será condenado", señalan. "Quien opta por hacer un juicio político se arriesga a encontrarse ante la dignidad, la verdad y la justicia".