Ir a contenido

ENTREVISTA CON EL EXDIPUTADO, EXSENADOR Y EXPERTO EN SEGURIDAD

Jaume Bosch: "PP, Vox y Cs tienen a los Mossos en el punto de mira"

"Pedir un 155 permanente es hacer saltar toda la Constitución por los aires", afirma el exdirigente

Roger Pascual

Jaume Bosch.

Jaume Bosch. / JOSEP GARCÍA

Jaume Bosch, exdiputado y exsenador de ICV y experto en seguridad, analiza en el libro 'La nostra policia' el modelo de seguridad de Catalunya desde 1978. Y advierte de que la tentación recentralizadora ha puesto en el punto de mira a los Mossos. 

Denuncia en su libro que vuelven a emerger las visiones centralistas que nunca han digerido la presencia de policías autonómicas vasca y catalana y que ahora se han propuesto acabar con los mossos.

Siempre hubo reticencias de determinados sectores con una muy restrictiva y centralista. Ha habido periodos de acercamiento y otros de recelo. La actuación de los Mossos tras los atentados deel 17-A generó una reacción de celos en medios de comunicación de Madrid y en sectores políticos de PP y Ciudadanos y en exaltos mandos de Guardia Civil y Policía Nacaional y que se expresa en ataques a los Mossos. Después del 1-O se aprovechó la ocasión para descabezar a la cúpula de Interior y especialmente al mayor Trapero. Con el 155 levantado y con Pedro Sánchez en la Moncloa que tendría que haber bajado el suflé de la tensión pero estamos en una situación más complicada. PP, Cs y Vox plantean recentralizar todo y han puesto en el punto de mira a los Mossos, con Pablo Casado proponiendo quitar las competencias de seguridad. Sectores que ya en 1978 se opusieron a las policías autonómicas ahora están aprovechando el clima político para intentar quitar a la Generalitat una competencia fundamental para el autogobierno.

José María Aznar, el gran ideólogo de la recentralización, fue precisamente el que permitió con el pacto del Majestic que los Mossos asumieran la competencia de tráfico.

La competencia de tráfico es muy emblemática porque la Guardia Civil, que controlaba las carreteras, fue sustituida por los Mossos. Es una imagen muy potente, que va acompañada del proceso de sustitución en el territorio que empieza en 1994 y terminó en el 2008. En un momento en el que Aznar no tenía mayoría absoluta llega el pacto del Majestic y entre otras cosas las Generalitat obtiene esta competencia. Con un artículo, el 150.2, que es el contrario del 155, que permite que una competencia del Estado puede ser transferida a una comunidad.

La nuevas competencias de los Mossos es de los poco que no se carga el TC del nuevo Estatut.

El PP no presentó recurso al artículo 164. Los que se llenan la boca de constitucionalismo, PP y Cs, cuestionan algo que el TC no cuestionó. Y además Casado pide una aplicación del 155 que es aún más anticonstitucional que el que se aplicó. Pedir un 155 permanente es hacer saltar toda la Constitución por los aires.

El modelo catalán de seguridad no tiene marcha atrás sin cargarse el Estatut. 

El Estatut solo se puede tocar con una reforma o uno nuevo Estatut votados en referéndum. Cualquier intento de alterar esto es clarísimamente anticonstitucional. El Estado puede mandar miembros de las fuerzas de los cuerpos de seguridad del Estado a Catalunya. Sí. Pero eso no quiere decir que los Mossos queden a las órdenes del ministerio de Interior. Esto solo se puede hacer con el 155. Si el PP y Cs quieren echar atrás esto solo tiene una forma: reformando el Estatut y ver si la ciudadanía lo vota.

Varios partidos ya pidieron intervenir las competencias tras los cortes de carreteras. ¿Qué espera que ocurra el viernes?

Yo espero que impere el 'seny' y como se está diseñando el operativo queda claro que no se quiere poner a los Mossos a la órdenes del ministerio de Interior. Otra cosa es que se coordinen con la Guardia Civil o Urbana. Hay que evaluar las actuaciones de la policía pero también de los movimientos de protesta. Si la extrema derecha tiene derecho a manifestarse también otros tienen a hacerlo en contra, pero nunca traspasar el cordón. Quien tira las vallas y quiere saltar un cordón puede provocar un conflicto del que no puede quejarse. Pero pase lo que pase el objetivo principal de PP, Cs y Vox es el tema de la seguridad. Como Bolsonaro, Salvini y Trump propugnan que hay que sacrificar libertad a cambio de seguridad. Un cuerpo de policía que no controlan y no depende de esos criterios de entrada les molesta. Los que se llenan la boca de Constitución, PP, Cs y Vox son los primeros que proponen medidas inconstitucionales.

¿Qué pensó cuando escuchó en su día a Ciudadans llamar a desobedecer a la "policía política" catalana?

Que ellos, que dicen ser partido de orden, actuaban precisamente como un partido antisistema. ¿Cómo pueden decir que no se sigan las órdenes de la policía? También usan una vía más subtil que es no llevar las denuncias a los Mossos sino a la Policía Nacional, una forma de decir de "esta policía no nos fiamos, no es una poli de verdad".

Como señala en el libro "la nostra policía" son tanto los que no quisieron cargar el 1-O como los que cargaron el 15-M para desalojar plaza Catalunya.

El título es en plan provocador porque hay una visión de una determinada izquierda que no tiene problema en decir nuestra sanidad, nuestra escuela pero que en cambio la policía parece una cosa que molesta. No se puede jugar a decir que hay una policía buena, la nuestra, y una mala, que sería Guardia Civil y Policía Nacional. Porque dentro de estas dos últimas hay sectores muy molestos con lo que pasó el 1-O. El 1-O choca la visión militarista de Diego Pérez de los Cobos cuando dice lo sustantivo es impedir el referéndum y lo adjetivo cómo se haga con la visión del mayor Josep Lluís Trapero delante de 2,3 millones de personas es imposible impedir el referéndum sin afectar a la convivencia ciudadana. Son dos valores contrapuestos. Una visión más militar y una más civil. 

¿Habría que dejar a los Mossos aparte de la pugna política? 

Es imprescindible si queremos salvaguardar el papel de los Mossos, que son profesionales, que como cuerpo no tiene que estar ni a favor ni en contra de la independencia. Tan error es quererlos usar como arma contra la independencia como para ir a ella. Yo critico en el libro que hubo sectores independentistas que cuando se nombró al mayor Trapero lo criticaron porque creían que no era de los suyos; y después lo convirtieron en mito, entre ellos la ANC.

¿En esta línea, es pertinente que haya agrupaciones com Mossos per a la Independencia o Mossos per la Constitució?

Que dentro de los Mossos haya quien esté por la independencia o por la Constitució es reflejo de la sociedad. Lo que sí que creo es que la mayoría del cuerpo de Mossos está en defensa del cuerpo y la ciudadanía. Si fuera del cuerpo se quieren definir como independentistas o constituciuonalistas es su derecho, siempre que no afecte al funcionamiento del cuerpo.

¿Qué efecto tendría en el cuerpo una eventual condena en el juicio del 1-O?

Espero que no se produzca la condena. Jurídicamente no hay por donde coger esa acusación. Le acusan de pasividad el 1-O pero si la hubo y eso es delito por parte de los Mossos a partir de la tarde también hubo pasividad de la Guardia Civil y Policía Nacional. Y aún es hora de que el Gobierno central explique por qué hubo esa pasividad. Es obvio que hubo llamadas de dirigentes europeos como Angela Merkel. ¿Entonces el presidente del Gobierno dio órdenes contradictorias a lo que había dicho el juez? Esta contradicción tendría que conllevar la absolución del mayor Trapero. Si esto no ocurre el cuerpo de Mossos quedará muy tocado y afectado. Pero no solo este cuerpo, si no todo el Estado español.  Que los jueces creen un modelo de seguridad que es contradictorio con la Consticuión del 78, que dice que hay que garantizar los derechos de la ciudadanía y preservar la seguirdad ciudadana. Si dijera que el que actuó bien fue Peréz de los Cobos y mal Trapero eso afecta el sentido de la democracia española.

En muchas ocasiones la ciudadanía es la que ha acabado pagando con sus vidas la falta de coordinación y recelos entre cuerpos.

Antes de los atentados del 17-A la jutna de seguridad estuvo ocho años sin reunirse, lo que es una cosa increíble, con los Mossos fuera del CITCO y Europol solo por prevenciones partidistas del PP con los Mossos y Ertzaintza. El PP acabó permitiendo que la policía vasca entrara en Europol cuando el PNV le aprobó los presupuestos. Es un escándalo. ¿Cómo se puede jugar con la seguridad de la gente en función de que te voten o no presupuestos?