Ir a contenido

ANTES DEL JUICIO

El TC empezará a resolver sus recursos del 'procés' en su próximo pleno

El Constitucional incorpora a su estudio una sentencia del TDEH por un encarcelamiento kurdo

El alto tribunal apela a la complejidad del procedimiento para pronunciarse con más rapidez en esta causa

Ángeles Vázquez

La sede del Tribunal Constitucional.

La sede del Tribunal Constitucional. / JUANJO MARTÍN (EFE)

El Tribunal Constitucional tiene previsto comenzar a resolver la treintena de recursos presentados por los líderes del 'procés' acusados de rebelión en su próximo pleno, que se celebrará a partir del día 11. Aunque lo ideal sería que estuvieran todos o en gran parte resueltos antes de que comience el juicio del Tribunal Supremo el próximo mes de enero, no es fácil de determinar cuándo lo logrará, porque mantiene la intención de resolver por unanimidad todas las cuestiones planteadas durante este año por los políticos independentistas catalanes, informaron a EL PERIÓDICO fuentes del alto tribunal.

En cualquier caso, insisten, en ningún momento han paralizado su tramitación. De hecho en su último pleno, celebrado la semana pasada, el TC incluyó los últimos escritos incidentales presentados por Jordi Sànchez, Jordi Turull y Josep Rull en las piezas de suspensión que afectan a su situación de prisión decretada por el Tribunal Supremo. El propio Constitucional ya rechazó levantar esa medida cautelar como le solicitaban las defensas en marzo y en septiembre.

Los dos primeros iniciaron una huelga de hambre este sábado en plena ofensiva contra el alto tribunal, al que ellos, pero también el resto de acusados en prisión por rebelión acusan de admitir a trámite sus recursos sin resolverlos con el objetivo de impedirles acudir a la justicia europea. El Constitucional les ha respondido este lunes informando de que en su pleno de la semana pasada admitió a trámite sus últimos escritos, que habían presentado el pasado 26 de noviembre, en los que incorporan una sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, con sede en Estrasburgo, por el encarcelamiento de un diputado kurdo. El TC ha dado tres días a las partes para presentar alegaciones.

Esa sentencia, del pasado 18 de noviembre, el TEDH pidió a Turquía que "tome las medidas necesarias para acabar con la prisión provisional" del expresidente del partido de oposición prokurdo HDP Selahattin Demirtas, encarcelado desde hace más de dos años. Según el fallo de la Corte europea, la detención puede justificarse, pero la prolongación del encarcelamiento de Demirtas "persigue un objetivo predominante no reconocido, el de asfixiar el pluralismo y limitar el libre juego del debate político".

Una rapidez no habitual

Pese a las críticas de las defensas, la rapidez con la que se da trámite por unanimidad en el alto tribunal a sus escritos no es habitual. El Constitucional alega la complejidad de la treintena de recursos que han presentado, en los que se integran derechos fundamentales y cuestiones de estricta naturaleza penal, lo que le obliga a realizar una labor minuciosa de estudio para conseguir, en el menor tiempo posible, la mayor protección de los derechos fundamentales implicados. De la treintena de impugnaciones presentadas desde el inicio de las causas por rebelión o sedición seguidas en el Tribunal Supremo o la Audiencia Nacional, solo cuatro están aún pendientes de admisión por distintas razones.

El alto tribunal ha procedido a admitirlas a trámite en el pleno inmediatamente posterior o el siguiente a su presentación, lo que no es una práctica frecuente, porque solo esa decisión de la que depende que el recurso sea estudiado o no suele llevar semanas o incluso meses. La resolución de los recursos se hará por el pleno, no por las secciones del alto tribunal, por bloques temáticos para lograr sentencias dispares y dar una solución unánime a todas las cuestiones en conflicto.