01 oct 2020

Ir a contenido

CUENTAS CATALANAS

Iceta propone recaudar 3.200 millones más de ingresos para Catalunya

La recaudación sería a través de una reforma fiscal y a cambio de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado

El Periódico

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, en el Parlament.

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, en el Parlament. / ELISENDA PONS

El líder del PSC, Miquel Iceta, ha propuesto este viernes al Govern una reforma fiscal en los próximos presupuestos catalanes que supondría 1.000 millones de euros de ingresos, que se sumarían a los 2.200 millones para Catalunya si se aprobaran los Presupuestos Generales del Estado.

Antes de la reunión que el próximo martes el PSC mantendrá con el Govern en la ronda de negociaciones con los grupos sobre los presupuestos de la Generalitat, Iceta ha dejado claro esta mañana en declaraciones a la cadena SER que "hacer negociaciones sobre presupuestos si no hay un incremento de ingresos a través de los Presupuestos Generales del Estado es engañar".

Iceta se ha mostrado en desacuerdo con la propuesta de los 'comuns' de subir el IRPF a las rentas superiores a 90.000 euros, ya que la posición de los socialistas es que sea para sueldos superiores a 120.000 euros, como en el resto de España.

En todo caso, ha puesto sobre la mesa cuatro líneas de reforma fiscal en los presupuestos que permitirían a la Generalitat ingresar un total de 1.000 millones de euros: 300 millones con una reforma del impuesto de sucesiones y donaciones; 200 millones eliminando beneficios fiscales; 100 millones modificando el tramo autonómico del IRPF; y 400 millones en la lucha contra el fraude fiscal.

Pide la aprobación de los PGE 

A esos 1.000 millones de euros, se sumarían los 2.200 millones para Catalunya que Iceta ha recordado que supondría la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado: "No vemos razón para no aprovecharlo. Si desde Catalunya el gran argumento es que no tenemos suficientes recursos, ¿por qué renunciar a tener más?".

Por otro lado, ha lamentado que el Govern de Quim Torra "esté más en la defensa de una causa que en la gestión cotidiana de las cosas reales" y, en ese sentido, ha recordado que aprobando los presupuestos estatales se "ampliarían recursos a disposición de la Generalitat" para afrontar la crisis de los empleados públicos.

Iceta ha considerado un "error" que se "condicionara la negociación de presupuestos a la situación de los presos" y ha dicho estar "cansado de que Catalunya siempre pierda. ¿Qué partido hemos ganado desde 2012, qué gran inversión o competencia hemos conseguido? Ninguna. Ya toca empezar a ganar algún partido. Y en la negociación de los PGE hay mucho que ganar y nada que perder".

Deterioro de los servicios públicos

En referencia a las huelgas de esta semana por parte de los profesionales de los servicios públicos catalanes, ha lamentado que Quim Torra "esté más en la defensa de una causa que en la gestión cotidiana". 

El líder del PSC ha reiterado que el 'president' debe comparecer en el pleno del Parlament para dar explicaciones del deterioro de los servicios y así "dar un mensaje tranquilizador e incluso convencer a los que se quieren movilizar de que hay esperanza". 

Iceta ha asegurado que Catalunya fue la primera comunidad autónoma en introducir recortes, pero tras la salida de la crisis "no se ha hecho un esfuerzo proporcional y justo para revertirlos". 

"Nadie entiende por qué la Generalitat es la única administración del Estado que no ha devuelto las pagas (extras)", ha añadido. 

Respuesta a las acusaciones 

Respecto a la acusación del expresidente José María Aznar al PSOE de que ya no es un partido constitucionalista, Iceta ha ironizado "que lo diga él, que hizo artículos contra la Constitución, y nos diga eso a quienes la defendimos... que no me vengan con cuentos. Lecciones de estos, ni una".

Y ha vuelto a defender al ministro de Exteriores, Josep Borrell, del que ha bromeado que "sin él no sabría ir ni a comprar el pan": "Es un buen ministro de Exteriores, que concita filias y fobias y a veces se las gana, pero es un peso pesado del Gobierno".