Ir a contenido

Marlaska cree "improcedente" que el Gobierno se plantee ahora un indulto a los presos del 'procés

El titular de Interior considera que no es el momento, '"sin siquiera haber una sentencia condenatoria"

El ministro se descarta como candidato a la alcaldía de Madrid

Juan José Fernández

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, saluda a su amigo y candidato a presidir el Consejo General del Poder Judicial y el Tribunal Supremo, Manuel Marchena, al comienzo del desayuno informativo de este jueves.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, saluda a su amigo y candidato a presidir el Consejo General del Poder Judicial y el Tribunal Supremo, Manuel Marchena, al comienzo del desayuno informativo de este jueves. / LUCA PERGIOVANNI

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska ha eludido este jueves pronunciarse sobre un futuro indulto a los políticos independentistas presos negando que sea una posibilidad que ahora se plantee el Gobierno:  "No hay ningún planteamiento en torno a algo que sólo podrá ser considerado tras un juicio, si hay una sentencia condenatoria, si fuera desproporcionada... Hacer juicios de valor a priori es improcedente", ha dicho durante un desayuno informativo de Europa Press.

Grande-Marlaska ha asegurado que esperará a encontrarse ante "la comisión ad/hoc del Congreso" para comentar las revelaciones que se están conociendo sobre el uso de fondos reservados para captar información de la trama Gürtel en etapas anteriores de su departamento. Pero sí ha admitido responder cuando se le ha preguntado sobre la posibilidad de una "traca final" de filtraciones de grabaciones del excomisario Villarejo diciendo que no sabe de su existencia; "y si lo supiera no lo diría –ha añadido-, pero estén absolutamente confiados de que el Estado tiene los resortes suficientes como para que nadie le pueda poner en jaque".

El ministro del Interior ha calificado de "muy fructífera" la última junta de seguridad celebrada en Catalunya, subrayando la integración de los Mossos d'Esquadra en el CITCO, centro de coordinación antiterrorista, y ha dicho que "no puede volver a repetirse" la falta de celebración de esas juntas de seguridad en Catalunya que caracterizaron el pasado reciente.

Respondiendo a otra de las cuestiones de máxima actualidad, el ministro se ha mostrado a favor de la candidatura del juez Manuel Marchena para presidir el Supremo y el CGPJ, sin querer darla por asegurada –pues ha insistido en mencionar el procedimiento recordando que queda una votación de los vocales- pero recordando que "es uno de los juristas más consolidados del país" y que "es mi amigo".

El ministro ha descartado que vaya a ser candidato a la alcaldía de Madrid, pese a que esa fuera la primera intención con que, en marzo pasado, se le acercó Pedro Sánchez. Marlaska lo ha descartado añadiendo que está "orgulloso de ser ministro del Interior de este Gobierno. Eso colma las aspiraciones de cualquier español. Quién se lo iba a decir a un chico de barrio de Bilbao".

Vallas sin sangre

En su intervención ante un público entre el que estaban presentes la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, la de política territorial, Meritxell Batet, la de Transición Ecológica, Teresa Ribera, y el candidato a presidente del Consejo General del Poder Judicial, su amigo  Marchena, Fernando Grande-Marlaska no se ha ahorrado invectivas para sus antecesores, Jorge Fernández Díaz y Juan Ignacio Zoido, al lamentar "la falta de planificación" ante fenómenos como la llegada de inmigrantes a las costas, que ahora supone un "sobreesfuerzo" para las Fuerzas de Seguridad.

En materia de política migratoria, el ministro no ha aclarado cuándo desaparecerán las concertinas de las vallas de Ceuta y Melilla, pues depende "de la seguridad y el coste" del modelo de seguridad de frontera elegido, pero "en cualquiera de las hipótesis, retirando los elementos cruentos".

Sobre la inmigración ilegal ha destacado la obligación de "dar un trato humanitario acorde con nuestros principios" a las personas que llegan a España. Marlaska ha destacado la creación de un mando único emel estrecho de Gibraltar y el mar de Alborán para coordinar los rescates. 53.382 inmigrantes han llegado a España en lo que llevamos de año, "tanto como en los tres años anteriores"  ha destacado.

"A nuestra llegada nos encontramos una oficina de asilo y refugio absolutamente desactualizada" cuando las solicitudes de asilo se han multiplicado por 12 en los últimos años, ha contado.

Equiparación salarial

El ministro ha anunciado un incremento salarial de 250 millones para Policía y Guarda Civil en 2019, dentro de la progresiva equiparación salarial entre cuerpos policiales, que implicará otros 247 millones de euros de previsión presupuestaria en 2020, hasta llegar a los 807 millones de euros. Marlaska no considera en peligro ese plan por la falta de concreción en la negociación de los presupuestos generales del Estado.

El titular de interior ha destacado la incorporación de la mujer a puestos de alta dirección de la Policia. "Cualquier cifra por debajo del 50 por ciento es insuficiente", ha dicho, "porque la sociedad española aspira a ser una sociedad igualitaria" lejos de las "etiquetas machistas" y otras barreras que "apartan a las mujeres de los puestos directivos".

Objetivos

Grande-Marlaska ha señalado como objetivos principales del ministerio del Interior la lucha antiterrorista, la delincuencia organizada, la violencia de género, la seguridad ciudadana y la protección de los grupos más vulnerables.

El titular de Interior ha destacado la acción policial en el campo de Gibraltar, con 24.428 kilos de droga, 32 coches y un barco aprehendidos entre julio y septiembre, y ha anunciado para el año que viene una segunda fase de este plan con una inversión de 21 millones de euros de inversión no sólo en medidas policiales, también sociales.

Marlaska ha tenido palabras de agradecimiento a los trabajadores de Instituciones Penitenciarias, refieriendo el origen del conflicto laboral de ese cuerpo a la etapa anterior en el ministerio.

Endurecer las multas

El ministro ha anunciado una actitud proactiva en materia de seguridad vial: "La apatía a la hora de poder salvar vidas no será una cosa de la que puedan acusarme", ha dicho. Por eso, Interior prepara una modificación de la Ley de Tráfico, modificando la atribución de puntos y endureciendo las sanciones por el uso de móviles en el coche o el mal uso del cinturón de seguridad.

Al acabar su intervención en el desayuno informativo de Europa Press,  Marlaska ha anunciado una mejora de la ley de protección a las víctimas del terrorismo subrayando la importancia de educar en los colegios "para que las nuevas generaciones conserven una conciencia clara de cómo España sufrió con de ETA, luchó contra ETA y derrotó a ETA".