Ir a contenido

Escándalo académico

Van Grieken reitera que no presionó al rector de la URJC por el 'caso Máster'

El titular de Educación declara que su responsabilidad era "comprobar" la documentación de la universidad

Europa Press

El consejero de Educación, Rafael Van Grieken (segundo por la derecha).

El consejero de Educación, Rafael Van Grieken (segundo por la derecha). / Comunidad de Madrid

El consejero de Educación e Innovación de la Comunidad de Madrid, Rafael van Grieken, ha asegurado este miércoles que "nunca" presionó al rector de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), Javier Ramos, cuando saltó la información de las presuntas irregularidades en el máster de Derecho Autonómico de la expresidenta regional Cristina Cifuentes.

Además ha subrayado que el día 21 de marzo realizó llamadas dirigidas a Ramos para solicitar la documentación que había utilizado la universidad durante la rueda de prensa que realizó ese día.

Así lo ha detallado a los medios de comunicación tras su comparecencia en calidad de testigo ante la juez de Instrucción número 51, Carmen Rodríguez Medel, en el marco del 'caso Máster' a instancias de la defensa del catedrático investigado en la causa, Enrique Álvarez Conde.

El exdirector del Instituto de Derecho Público (IDP) solicitó en la instrucción la comparecencia de Van Grieken, lo que había sido rechazado por el fiscal que "consideraba inútil" la diligencia "sin explicitar los motivos para alcanzar esta conclusión".

Comprobar y verificar

Van Grieken ha indicado que, como titular de la Consejería de Educación, su responsabilidad era "comprobar" y "verificar" la documentación que había empleado la URJC en la rueda de prensa después de que 'eldiario.es' publicara que se cambiaron dos notas del máster de Cifuentes dos años después de haber cursado los estudios.

Asimismo, ha explicado que ese día, el 21 de marzo, no tuvo contacto con la expresidenta de la Comunidad por el asunto de su máster. Sí ha dicho que tenía contacto con el personal de gabinete de Cifuentes porque tenía que gestionar todo lo relacionado con este asunto para "comprobar" la documentación empleada por la URJC en su comparecencia, donde se aludió en un primer momento a un error administrativo en el cambio de las calificaciones.

Por otro lado, ha insistido en que no presionó al rector de la universidad ese día y ha recordado que Ramos ha ratificado que fue así y también justificó que le llamara para pedir la información en la que se basó la rueda de prensa sobre el máster de Cifuentes.