Ir a contenido

Primarias del PP

''Conjura palaciega": Casado rechaza una candidatura unitaria con Santamaría

El candidato a suceder a Rajoy admite contactos con María Dolores de Cospedal, tercera en la primera vuelta

El Periódico / Agencias

Pablo Casado, cuando mostró la documentación de su máster en la URJC.

Pablo Casado, cuando mostró la documentación de su máster en la URJC. / FERNANDO VILLAR (EFE)

El candidato a presidir el PP Pablo Casado ha considerado este lunes que sería una "conjura palaciega" sentarse ahora a acordar una candidatura unitaria antes de la celebración del congreso extraordinario del PP, como ha planteado la otra candidata, Soraya Sáenz de Santamaría.

En una entrevista en la 'Cadena Cope', Casado ha insistido en la necesidad de celebrar un "debate ideológico" con Sáenz de Santamaría y ha descartado la integración porque aún no ha terminado el proceso electoral interno y unirse ahora sería como intentar "amañar el resultado" de un partido de fútbol en el tiempo de descanso.

Casado ha reclamado el debate público con esta otra candidata a presidir el partido porque cree que es el momento de volver a abordar la ideología y los principios de los que se ha hablado "poco" en los últimos tiempos del PP en el Gobierno, cuando "hacer lo urgente impedía hacer lo importante".

Además, ha instado a respetar las normas de cara a la segunda vuelta del proceso interno para que decidan los compromisarios entre las dos candidaturas que resultaron ganadores de la primera y ha dicho que le "sorprende" que haya ahora diferencias sobre la culminación de este proceso.

Ha advertido de que hace "mucho daño" este debate porque deslegitima el proceso y "empieza a molestar a los compromisarios" que son los que tiene que votar en el congreso, y más después de que él y la candidatura de Sáenz de Santamaría hayan quedado "casi en empate técnico" en la primera vuelta.

A su juicio, sería "positivo" que los cuatro candidatos que no pasaron de la primera vuelta, así como los presidentes autonómicos y provinciales, digan públicamente con quién están, aunque ya ha constatado que estas candidaturas y la suya están "de acuerdo en lo esencial", que es el modelo de partido y de proyecto para España.

Además cree que los compromisarios deben tener libertad de voto, por lo que ha apelado a los responsables provinciales y autonómicos para que no haya llamadas "ni de indicación de voto ni de presiones".

Casado ha reiterado que con María Dolores de Cospedal le une una "línea programática" y está hablando con ella, que fue presidenta de Castilla-La Mancha, al igual que hablará también con el resto de barones autonómicos pero para tratar no sobre cargos sino "de lo que necesita el partido".

"Si gano, voy a dar cabida al resto de equipos del resto de candidatos y si pierdo no voy a plantear ningún palo en la rueda", ha garantizado, pero ha insistido en que es necesario un debate para determinar cuál es el modelo de partido.

Maillo, en contra de un debate

El coordinador general del PP, Fernando Martínez-Maíllo, ha considerado innecesario un debate entre los dos candidatos a presidir el partido, Pablo Casado y Soraya Sáenz de Santamaría, y ha advertido de que si se celebra, los "más encantados" serán los rivales políticos del PP.

"Yo sinceramente no lo veo necesario, la organización del partido no lo ve necesario", ha afirmado Maillo este martes en declaraciones a los periodistas antes de asistir a un desayuno informativo del presidente electo de Colombia, Iván Duque.

Maillo ha precisado, no obstante, que la decisión de celebrarlo depende de los candidatos y de la comisión organizadora del congreso del partido, pero ha insistido en que a él los debates que le gustan son los del PP con el PSOE y Ciudadanos.

"Esos son los verdaderos debates que esperamos", ha dicho, tras lo que ha apuntado que además hay que tener en cuenta que el debate sería entre dos compañeros de partido y que no vota el conjunto de los españoles, sino los más de tres mil compromisarios que van al congreso extraordinario y que ya votaron en la primera vuelta, por lo que "muchos de ellos ya tendrán una decisión más o menos tomada".

El coordinador general del PP ha vuelto a llamar a la unidad, que ha pedido "desde el primer día y la pediré hasta el último", ha subrayado.

Maillo ha defendido que su llamamiento a la unidad es "perfectamente compatible" con la decisión de Pablo Casado de mantener su candidatura y que se vote en segunda vuelta.

"Está plenamente legitimado para continuar", ha insistido, tras lo que ha negado que haya presiones a Casado desde la dirección nacional de partido para llegar al congreso con un único candidato.

El PP analiza "la oportunidad" de un debate

El presidente de la comisión organizadora del XIX congreso del PP, Luis de Grandes, ha asegurado este lunes que estos días el partido estudiará la "oportunidad" de celebrar un debate entre Soraya Sáenz de Santamaría y Pablo Casado, los dos aspirantes que han pasado la primera vuelta de las primarias para elegir al líder del PP. Tras señalar que va a "respetar mucho" la opinión de los dos candidatos, ha subrayado que tienen la "obligación de ponderar lo que sea mejor para el partido".