Ir a contenido

Operación Enredadera

El empresario José Luis Ulibarri ingresará en prisión por presunto amaño de contratos

El empresario estaría involucrado en irregularidades en una cuarentena de municipios

El Periódico / Agencias

Foto de recurso de un vehículo de la Policía Nacional.

Foto de recurso de un vehículo de la Policía Nacional. / Ferran Nadeu

El golpe a una presunta trama de amaño de contratos de sistemas de gestión del tráfico en más de 40 ayuntamientos ha acabado con varios de sus supuestos implicados entre rejas. Entre ellos, el empresario José Luis Ulibarri, un nombre investigado también por la 'trama Gürtel' para quien el juez decretó prisión provisional, comunicada y sin fianza en la madrugada del jueves. De la cincuentena de detenidos en la macrooperación del pasado martes, hasta el momento el juzgado de instrucción 2 de Badalona, que coordina la causa, ha enviado a la cárcel a tres, aunque no todos han prestado declaración todavía.

La investigación de la Fiscalía Anticorrupción y de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (Udef) de la Policía Nacional está abierta por nueve delitos: prevaricación administrativa, fraude a la administración pública, malversación de caudales públicos, tráfico de influencia, revelación de información privilegiada, falsedad documental, cohecho, alteración de precios de concurso público y pertenencia a organización criminal.

Causa secreta

La causa, que continúa secreta, se centra en los contratos presuntamente irregulares de aplicaciones para mejorar el tráfico con aplicaciones, por ejemplo, en semáforos y en otros elementos urbanos. Uno de los arrestos más llamativos fue el del alcalde de Arroyomolinos (Madrid), Carlos Ruipérez, primer cargo público de Ciudadanos detenido por un presunto caso de corrupción. Ruipérez se encuentra estable dentro de la gravedad tras sufrir este jueves un infarto por el que tuvo que ser operado. Los médicos descartaron una afección cardíaca.

El regidor se encontraba en una reunión del equipo de gobierno municipal cuando comenzó a sentirse indispuesto y presentaba dificultades para respirar. La dirección de Ciudadanos se interesó por el estado de salud de ya exafiliado, pues nada más conocerse su arresto, el martes, el partido naranja anunció la suspensión de militancia Ruipérez y le pidió que dimitiera o, de lo contrario, le expulsarían del partido. Sin embargo, el alcalde respondió el miércoles que continuaría en el cargo "en tanto su situación procesal" no quedara "perfectamente definida".

Políticos, policías, empresas...

Poco antes de sufrir el infarto, el portavoz de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid, Ignacio Aguado, le insistió en que reflexionara sobre lo ocurrido y que dimitiera. También confirmó que el partido está tramitando su expulsión.

En una situación similar se encuentra el PP, que está analizando qué decisiones adopta después de que el alcalde y dos concejales de Astorga (León) investigados por esta supuesta trama se hayan dado de baja del partido, pero continúen en sus cargos.

La investigación alcanzó también a cargos policiales, como el ya exjefe de la Policía Local de Fuenlabrada (Madrid), José Francisco Cano de la Vega, quien este jueves quedó en libertad con cargos tras declarar el juez instructor de Badalona. La operación del martes se saldó con 55 entradas y registros en diversos ayuntamientos, sedes de empresas y domicilios particulares de toda España.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.