Ir a contenido

INFORME ANUAL

La ONU ve "cuestionables" los argumentos del Gobierno para justificar las cargas del 1-O

El alto comisionado para los derechos humanos considera que la policía se excedió en el uso de la fuerza

Recuerda a las autoridades españolas que la prisión preventiva debe ser "una medida de último recurso"

Efe

Sesión de la Asamblea General de la ONU, en Nueva York, en una imagen de archivo.

Sesión de la Asamblea General de la ONU, en Nueva York, en una imagen de archivo. / JUSTIN LANE (EFE)

El alto comisionado de la ONU para los derechos humanos, Zeid Ra'ad al Hussein, ha calificado este miércoles de "cuestionable" la actuación policial el 1-O para impedir el referéndum en Catalunya, y ha recordado que la detención preventiva solo debe ser considerada como "una medida de último recurso".

"Quedé consternado por la violencia durante el referéndum sobre la independencia en Catalunya en octubre", ha señalado Zeid en la presentación de su informe anual ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

"Ante lo que parece ser un excesivo uso de la fuerza por parte de la policía, es cuestionable la caracterización que hizo el Gobierno de la actuación policial como una medida 'legal, legítima y necesaria", ha recalcado el alto comisionado.

También ha recordado a las autoridades que la prisión preventiva debe ser considerada como una "medida de último recurso", y ha instado de nuevo a las partes a resolver la situación en Catalunya "mediante el diálogo político".

Reunión con Dastis

Zeid ya trasladó el pasado 27 de febrero su preocupación acerca del presunto uso excesivo de la fuerza el pasado 1 de octubre al ministro español de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, con quien se reunió al margen de la sesión de alto nivel del Consejo de Derechos Humanos, en la que participó el jefe de la diplomacia española.

En el encuentro, según relató después Dastis a Efe, Zeid le preguntó "cómo iban las investigaciones", y el ministro le respondió que "estaba en el marco de un proceso judicial".

Al día siguiente de la celebración del referéndum, el alto comisionado emitió un comunicado en el que se mostró muy "consternado" por la violencia ocurrida en Catalunya, y pidió una investigación independiente e imparcial sobre los hechos.

Dastis y Zeid quedaron en seguir en contacto para actualizar la información que se vaya produciendo sobre este asunto. El ministro mostró además su total disposición a que visite el país cualquier funcionario de la Oficina del Alto Comisionado de Derechos Humanos o de cualquier mecanismo del sistema de Derechos Humanos de la ONU que "quiera venir a investigar a España".

0 Comentarios
cargando