LA LACRA DE LA CORRUPCIÓN

Alfonso Grau irá a juicio por recibir dos relojes de oro de un contratista del Ayuntamiento de València

La fiscalía le acusa de un delito continuado de cohecho y blanqueo de capitales

El exvicealcalde podría ser condenado hasta a seis años de cárcel

El vicealcalde de Valencia, Alfonso Grau, en una rueda de prensa.

El vicealcalde de Valencia, Alfonso Grau, en una rueda de prensa. / MIGUEL LORENZO

Se lee en minutos
Nacho Herrero

El calvario judicial de Alfonso Grau, exvicealcalde del Ayuntamiento de València, parece no tener fin. Será juzgado por cohecho y blanqueo de capitales por haber recibido dos relojes de oro de un contratista. El que durante cerca de dos décadas fuera mano derecha de Rita Barberá en el consistorio ya tuvo que sentarse en el banquillo por el 'caso Nóos' y probablemente lo tendrá que hacer por las ramas del 'caso Taula' que investigan la financiación de las campañas de la exalcaldesa en el 2007 y el 2011.

En el auto al que ha tenido acceso Efe se detalla cómo el empresario Urbano Catalán, cuyas empresas de transporte firmaron 16 contratos con el ayuntamiento entre el 2006 y el 2015, regaló dos relojes a Grau "en atención al cargo" y por las relaciones comerciales que existían. La fiscalía pide seis años de prisión para Grau, una multa de 75.000 euros y el decomiso de los relojes mientras que solicita un año de cárcel para el empresario.

Noticias relacionadas

Según se explica, a finales del 2010 Catalán le regaló un Breguet Classique valorado en 13.520 euros que Grau "con intención de ocultar el origen ilícito" devolvió al día siguiente y cambió por un Lange de oro que valía 25.680 euros y por el que añadió 12.160 euros en metálico. El vicealcalde no explicó a la Agencia Tributaria de dónde había sacado ese dinero.

Un año después, a finales del 2011, el empresario, el mismo día que una de sus empresas fue la adjudicataria de un contrato de más de 600.000 euros, le compró un Piaget Polo de 11.575 euros. Grau repitió la jugada, lo devolvió y se compró un Vachever Patrimony por el que añadió 5.250 euros. La fiscalía subraya, además, cómo el exvicealcalde trató de engañar a la justicia y aseguró que se lo había regalado un familiar