Ir a contenido

JUGABAN CON ELLAS EN EL PATIO

Niños de un colegio de Lleida jugaban con pelotas de goma de la policía

Un grupo de padres de la escuela Lestonnac denuncian que se las "regaló" la policía

El cuerpo policial reconoce haber dado dos bolas a dos adultos que se las pidieron para los niños

El Periódico

Pelotas de goma que se lanzaron en el colegio Ramon Llull de Barcelona el 1 de octubre.

Pelotas de goma que se lanzaron en el colegio Ramon Llull de Barcelona el 1 de octubre. / MARTÍ FRADERA

Un grupo de padres de alumnos de primaria del colegio Lestonnac de Lleida ha expresado su indignación después de tener conocimiento de la presencia de pelotas de goma en el interior del centro educativo y que algunos alumnos "las hayan estado utilizando para jugar en horas de patio dentro de la escuela".

En un comunicado, aseguran que estas pelotas se las "regalaron" algunos de los mismos policías del Estado que están de guardia en la calle de entrada a la escuela "a al menos un alumno de primaria". Según este grupo de padres, alguna de las pelotas de goma fue requisada por el personal docente y, posteriormente, los tutores informaron a los alumnos que "no podían jugar con ellas porque no eran las destinadas por el colegio a las horas estipuladas para cada curso". Denuncian que estos artilugios "hayan sido material de juego de algunos de sus hijos a consecuencia de la negligencia de unos policías de servicio que se dedican a regalar tan alegremente estas pelotas de goma a los alumnos". 

Fuentes del cuerpo policial, que tiene la comisaría situada justo enfrente del colegio, han admitido haber regalado bolas de goma en dos ocasiones: una, a un padre que fue a pedir con su hijo, y otra a un abuelo que hizo la misma petición para su nieto.

Las mismas fuentes han asegurado que este es un acto frecuente en otras provincias y que nunca habían tenido ningún problema. Sin embargo, han insistido en que las pelotas se dieron tras la petición expresa de dos adultos y que, la utilización que hagan de ellas "ya no lo podemos controlar".

Padres del colegio Lestonnac de Lleida mantienen desde hace tiempo un contencioso por la proximidad de la Comisaría de Policía Nacional con el centro educativo. Esta convivencia ha generado numerosas quejas por parte de padres, que denuncian la presencia de agentes del cuerpo a las puertas la escuela desde unos días antes del 1-O.  

0 Comentarios
cargando