Ir a contenido

CAMINO DE LAS URNAS

El PSC presenta su programa para la "reconciliación" de Catalunya y España

El "pacto fiscal federal" y la reforma constitucional, entre las 700 medidas

'Solucions. Ara, Iceta' será el lema de campaña de los socialistas catalanes

Roger Pascual

 El director de campaña del PSC, Salvador Illa y la portavoz, Eva Granados, presentan ell programa de los socialistas catalanes para las elecciones del 21 de diciembre.

 El director de campaña del PSC, Salvador Illa y la portavoz, Eva Granados, presentan ell programa de los socialistas catalanes para las elecciones del 21 de diciembre. / Andreu Dalmau (EFE)

Esperanzado por las encuestas que le auguran un gran crecimiento en las próximas elecciones, el PSC ha presentado su programa electoral. 'Solucions! Ara, Iceta!' es el lema de campaña de este 'Junts pel Seny' (la 'joint venture' de los socialistas con Units per Avançar) cuyo proyecto pivota sobre "políticas de izquierdas, recuperación de la convivencia y recuperación del autogobierno". 

"Tras cinco años de 'procés', Catalunya está parada por muchas incertidumbres económicas y queremos certidumbres", ha explicado Eva Granados que, junto a Salvador Illa, ha trazado las líneas generales de un programa con 700 medidas. La primera, un "acuerdo por la estabilidad y la confianza" para el retorno de las empresas que se han ido desde el 1-O.

En el paquete de promesas, también brilla con luz propia el impulso de un nuevo modelo de financiación que culmine en un "pacto fiscal federal". Granados, mano derecha de Iceta, ha puesto énfasis en la necesidad de "coser y curar las heridas" y de trabajar desde el "catalanismo social" para lograr la "reconciliación entre catalanes, con el resto de españoles y con Europa". "El independentismo ha fracasado porque ha engañado a los catalanes y catalanas", ha sentenciado Illa, secretario de Organización.

Carrera de fondo

La reforma constitucional en clave federal vuelve a ser la solución que ponen sobre la mesa para resolver el encaje de Catalunya y España; una propuesta que implicaría una doble votación (una en toda España para validar la nueva Constitución y otra en Catalunya del nuevo Estatut federal) para la que, de momento, prefieren no fijar calendario porque creen que es una carrera de fondo. "Tenemos mucho trabajo antes de llegar a la reforma constitucional. Todos la deseamos, pero es muy compleja", ha apuntado Granados.

Lo que está claro que el PSC, anclado ya en el 'no' a la independencia e intentando pescar los votos que se le fueron a Ciutadans en su día, no piensa volver al derecho a decidir.  Lo ha vuelto a poner de relieve José Montilla en una conferencia este lunes, en la que ha descartado que la reforma constitucional vaya a abrir la puerta a un referéndum pactado. "No hay ningún Estado que vea de buen grado su propia amputación porque España sin Catalunya no sería España, sería otra cosa. No nos engañemos: no estamos hablando de Ceuta y Melilla". Un comentario que ha generado cierta polémica y que el 'expresident' ha tenido que matizar posteriormente en Twitter.

El senador socialista ha cargado con dureza contra los 'comuns', a los que ha afeado "que ahora claman contra el 155 y fueron palmeros o acompañantes de la DUI", y ha señalado que, tras el 21-D, el PSC difícilmente pactará con los que quieran romper el Estado de Derecho y volver "al proceso versión número dos".