Ir a contenido

Pamela Anderson apoya el derecho a decidir de Catalunya

"Me solidarizo con el pueblo catalán y su derecho a determinar su propio futuro", sentencia

Pamela Anderson, esta semana en Cannes.

Pamela Anderson, esta semana en Cannes. / EFE / SEBASTIEN NOGIER

Pamela Anderson apoya el derecho a decidir de Catalunya. La actriz, célebre por su papel en 'Los vigilantes de la playa', ha escrito una extensísima carta pidiendo que los catalanes puedan decidir su futuro. 

"Me solidarizo con el pueblo catalán y su derecho a determinar su propio futuro y cómo gobernar sus asuntos", ha sentenciado Anderson, amiga de Julian Assange, otra celebridad internacional muy implicada con la causa catalana. 

La actriz reflexiona que si España hubiera hecho lo mismo que Reino Unido y Escocia y hubiera acordado hace años un referéndum legal es poco probable que hubiera ganado el sí a la independencia. Desde su punto de vista el Gobierno ha sido "totalmente idiota" y con su cerrazón lo único que ha hecho es alimentar el secesionismo. En su texto, en el que demuestra un gran conocimiento de la política europea, saltando del Tratado de Westfalia al Brexit, augura tanto el fin de la monarquía como un referéndum pactado. "Lo que saldrá de esto (o lo que yo espero) es que los catalanes obtendrán un referéndum adecuado y la oportunidad de decidir. Y también, que la monarquía española se irá ya que los recientes eventos muestran que es totalmente inútil".

De Yoko Ono a Hristo Stoichkov

Su voz se suma a la cincuentena de personalidades internacionales que apoyan el manifiesto 'Let Catalans vote', que defiende el derecho a decidir de Catalunya. Entre las últimas adhesiones destacan las de los cantantes Yoko Ono Lennon y Silvio Rodríguez y el futbolista Hristo Stoichkov; la premio Nobel de la Paz de 1997, Jody Williams; el cantautor Peter Gabriel; el padre de la constitución de Eslovenia Peter Jambreck; el economista y exdiputado de Syriza Costas Lapavitsas, y el futbolista Eric Cantona. El actor Viggo Mortensen; la activista Angela Davis; la premio Nobel de la Paz de 1992, Rigoberta Menchú, y el de 2015, Ahmed Galai.