Ir a contenido

EL ÓRDAGO INDEPENDENTISTA

Puigdemont se desentiende de las elecciones y deja la DUI en manos del Parlament

El 'president' rectifica y no convocará comicios por falta de "garantías" de la Moncloa de suspender la aplicación del artículo 155

Fidel Masreal

 Carles Puigdemont no convoca elecciones anticipadas en Catalunya. / ATLAS VIDEO / FOTO: FERRAN NADEU

Carles Puigdemont ha descartado este jueves convocar unas elecciones al Parlament y ha dejado en manos de la Cámara catalana el próximo movimiento; es decir, la posibilidad de hacer este viernes una declaración unilateral de independencia (DUI). [Sigue las últimas noticias sobre la independencia de Catalunya en directo.] 

En una comparecencia que se ha aplazado dos veces a lo largo de la jornada, el presidente de la Generalitat ha comunicado dicha decisión después de que, durante la mañana de este jueves, fuentes del Govern dieran por hechos los comicios. Finalmente, el jefe del Ejecutivo catalán los ha descartado al entender que no tiene plenas "garantías" por parte de la Moncloa de que a cambio no se aplicará el artículo 155 de la Constitución.

"No hay ninguna de esas garantías que justifiquen la convocatoria de esas elecciones al Parlament. Mi deber era intentarlo", ha aseverado Puigdemont, para evitar la aplicación de un artículo que laminará las competencias de la Generalitat. "No hay intención de frenar la represión", ha proseguido en un continuo ataque al Gobierno del PP.

"En este punto, corresponde al Parlament proceder en lo que la mayoría parlamentaria determine. Nadie podrá achacar a la parte catalana falta de voluntad de diálogo, pero una vez más comprobamos que la responsabilidad solo nos es exigida a unos, y a otros se les permite su absoluta irresponsabilidad", ha lamentado. El mandatario nacionalista ha evitado mencionar que en las próximas horas se vaya a producir una declaración unilateral de independencia.

A punto de convocarlas

En su internvención, el 'president' ha admitido que ha estado a punto de convocar los comicios: "He estado dispuesto a convocar elecciones si se daban las garantías que permitieran la celebración en absoluta normalidad". "Mi deber -ha añadido, argumentando su polémica intención inicial, que había generado que diputados del PDECat anunciaran su salida del partido- era intentarlo honestamente y lealmente para evitar el impacto de la aplicación del artículo 155 tal como lo ha aprobado el Consejo de Ministros y hará el Senado. Es una aplicación fuera de la ley, abusiva e injusta que busca erradicar no solo el soberanismo, sino toda la tradición del catalanismo que nos ha llevado hasta aquí".

Puigdemont ha admitido que diversas personas en las últimas horas le han recomendado emprender el camino de las elecciones y ha repetido, en varias ocasiones, que estaba a punto de ejercer su potestad de convocarlas por responsabilidad y para agotar las vías de diálogo.

A partir de ahí, los reproches al Ejecutivo del PP por no comprometerse a su parte del trato; es decir, suspender la aplicación del artículo 155 que cercenará la autonomía de Catalunya, y a garantizar que los comicios no se celebrarían en un clima de represión. "No hay intención de parar la represión ni condiciones de ausencia de violencia en unas posibles elecciones. He intentado obtener estas garantías, he obrado con mi responsabilidad y con personas de diferentes opciones que lo han ido planteando", ha afirmado.

Críticas a los populares

El 'president', en un discurso breve y exento de autocrítica, ha acusado al PP de haber aprovechado la oportunidad de un pacto para "añadir tensión en un momento en que hace falta la máxima distensión y diálogo". "Nadie podrá decir que no he estado dispuesto a hacer sacrificios", ha afirmado el jefe del Govern respecto a una decisión, la convocatoria de elecciones, que al haber anunciado, por la mañana, al grupo parlamentario de Junts pel Sí ha generado una notable reacción de malestar interna.

Decisión del Parlament

En este nuevo escenario de no elecciones, el 'president' ha dejado deliberadamente abierta la puerta a que el Parlament pueda proclamar la independencia en el pleno que ha comenzado este mismo jueves por la tarde en la Cámara catalana. "Sin haber firmado ningún decreto de convocatoria de elecciones, corresponde al Parlament asumir lo que determine la mayoría parlamentaria", ha dicho, sobre la respuesta a adoptar a la aplicación del  artículo 155 de la Constitución.

Finalmente, Puigdemont ha vuelto a defender que haya estado a las puertas de las elecciones, afirmando que su responsabilidad era "agotar todas las opciones". "He intentado tener en mi presidencia ese mismo compromiso de seriedad", ha afirmado en relación a la seriedad de "la sociedad movilizada". El discurso ha acabado con una apelación directa a la "paz y el civismo" durante las próximas horas. "Solo de esta manera podremos acabar ganando", ha concluido.

Las razones de Puigdemont para no convocar elecciones

1/ No se suspenden las medidas propuestas por el PP para la aplicación del artículo 155 de la Constitución. "Es una aplicación fuera de la ley abusiva e injusta, que busca erradicar no solo el soberanismo, sino toda la tradición del catalanismo. Esas medidas esconden la intención vengativa de un Estado que se vio derrotado el 1-O".

 

2/ "No hay intención de parar la represión y procurar unas condiciones de ausencia de violencia en que unas posibles elecciones se hubieran podido celebrar". "El PP ha aprovechado para añadir tensión en un momento en el que lo que hace falta es distensión y diálogo".

0 Comentarios
cargando