Ir a contenido

España podría alcanzar las 526.000 viviendas vendidas en 2018, un 9,3% más

EuropaPress

Catalunya registraría 90.000 transacciones

Las transacciones de vivienda en España podrían alcanzar las 526.000 unidades en 2018, un 9,3% más respecto a las 481.000 operaciones que se prevén para este ejercicio 2017 y que suponen un 10,1% más respecto al año pasado, siempre y cuando se mantengan en la línea prevista las condiciones de financiación y el curso de la economía española y de la zona euro.

Así se extrae del III 'Estudio Anticipa sobre el mercado de la vivienda en España 2017-19: transacciones, hogares, parque y precios' que se ha presentado este jueves en el salón Barcelona Meeting Point de la mano del consejero delegado de Anticipa, Eduard Mendiluce, y del catedrático de la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB), Josep Oliver, cuyo equipo ha elaborado el informe.

Mendiluce ha destacado las 526.000 transacciones que se prevén registrar en 2018 ya que, pese a encontrarse un 42% por debajo de los máximos superiores a las 900.000 transacciones de vivienda libre en 2006, suponen un 85% más respecto a los mínimos registrados en 2013 y que ascendieron a 285.000 unidades.

En el caso de Catalunya, las ventas de vivienda libre se situarían este 2017 sobre las 82.000, un 10,8% más, mientras que se prevé un aumento del 9,8% en 2018, alcanzando las 90.000.

AUMENTO DE PRECIOS

En cuanto a los precios de la vivienda, tanto de la nueva como de segunda mano, el estudio apunta a un incremento del 4,8% en cuarto trimestre de 2017 y de un 5% a finales de 2018, una tendencia que es más alcista en Catalunya, donde se prevén avances del 6,9% y 6,1%, respectivamente.

Oliver ha precisado que, pese a que esta recuperación de los precios se traduciría en 2018 en cinco años de continuidad, el acumulado español, de un 22%, todavía situaría el nivel medio de los precios de la vivienda un 23% por debajo de los registros de 2007.

En Catalunya, debido a que la contracción de los precios fue mayor que en la media española --un 45% frente al 37%--, en el horizonte de 2018 todavía se situarían un 27% por debajo a las cifras de 2007.

En cuanto a la vivienda terminada (libre y de protección), el estudio cifra en 63.400 el número total de unidades en 2019, frente a las 62.900 previstas para 2017, unos registros un 48% superior en comparación con 2016 (42.700 viviendas terminadas), pero un 90% inferior a los máximos de expansión.

La dinámica es un poco más expansiva en la comunidad catalana, donde las 8.500 viviendas terminadas que se prevén para 2017 son más de un 54% superior a las 5.500 de 2016, y las 10.500 previstas para 2018 superarían en un 23% las de 2017.

CAÍDA EN NUEVOS HOGARES

Mendiluce ha sostenido que, "en España, la demografía natural no está ayudando", ya que el estudio pone de manifiesto una reducción en el número de nuevos hogares.

Y es que para el conjunto del país, entre 2016 y 2019, se prevé un incremento neto de 275.000 nuevos hogares, aunque de forma muy desigual por comunidades, ya que en Catalunya se prevén unas 4.000.

DEMANDA DE ALQUILER

En cuanto al mercado de alquiler, Mendiluce ha destacado que es una "realidad clarísima", puesto que cada vez está perdiendo peso la visión de que el alquiler es malgastar el dinero y se plantea más como una opción de vida.

De hecho, Oliver ha apuntado que se generaría una demanda de alquiler de 680.000 viviendas si los jóvenes que aún viven con sus padres abandonaran el domicilio familiar y se independizaran.

0 Comentarios
cargando