Ir a contenido

CUENTAS PÚBLICAS

La posición del PNV ante el 1-O obliga al Gobierno a retrasar los Presupuestos

El rechazo de los peneuvistas a la estrategia de Rajoy frente al referéndum y la subida para funcionarios alteran el calendario

Rivera anuncia un "principio de acuerdo" con el Ejecutivo que supone una inversión de 8.300 millones de euros

Gemma Robles

Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda.

Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda. / Angel Diaz / Efe

La tensión con la que se están desarrollando estos días previos a la convocatoria del referéndum en Catalunya y las estrategias que unos y otros están adoptando para hacerle frente afectan, incluso, al calendario presupuestario del Ejecutivo central. De hecho, el Gobierno ha tenido que admitir que se ve obligado a retrasar la aprobación del anteproyecto de los Presupuestos Generales de 2018, en un principio prevista para este mismo viernes, para poder apurar la negociación con Coalición Canaria y, especialmente, con el PNV.

Fuentes populares confirmaron a este diario que aunque existen flecos "técnicos" por cerrar con los nacionalistas vascos sobre el anteproyecto, la realidad es que se oponen a avalar las cuentas públicas de Mariano Rajoy de forma inmediata para que no se interprete, dicen las mismas fuentes, como un posible apoyo a la hoja de ruta que está desarrollando el Estado para frenar el 1-O. "Ha habido consultas y contactos políticos de alto nivel en las últimas horas y ha quedado claro", especifican.

Así las cosas, el Gobierno cuenta con acercar posiciones la próxima semana y poder aprobar una propuesta pactada en un consejo de ministros extraordinario o, a mucho tardar, darle luz verde el viernes 29 de septiembre y al día siguiente, sábado 30, presentarlo en el Congreso. Eso siempre y cuando los penuevistas no se empeñen en aguantar hasta el 2 de octubre, pasada la fecha señalada para la consulta en Catalunya, lo que obligaría a alterar los plazos legales. "No sería la primera vez y siempre hay fórmulas", añaden las fuentes consultadas.

Desde el departamento de Hacienda también se especifica que la valoración que han hecho los sindicatos de la propuesta gubernamental de sindicatos a raíz de la subida salarial pendiente para funcionarios ha dificultado poder llevar los presupuestos, este mismo viernes, a La Moncloa. Otro asunto que esperan "desatascar" en las próximas horas.

Permiso paternidad y cheques familia

Quien sí ha llegado ya a "un principio de acuerdo" con el Ejecutivo sobre los presupuestos es el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, que valora lo pactado en 8.300 millones de euros. El jefe de los naranjas asegura que respaldará las cuentas públicas si el Gobierno introduce partidas que contemplan ampliar los permisos de paternidad hasta las cinco semanas, así como cheques para familias con hijos de 0 a tres años. Rivera apunta también se debe aprobar el "gran logro" de Ciudadanos de bajar los impuestos a las clases medias trabajadoras.

También ha señalado otros compromisos requeridos por C's en materia de inversión en infraestructuras, como el Corredor Mediterráneo o la equiparación de los sueldos de los policías y Guardia Civil y policías autonómicas. "Si los 8.300 millones se cumplen, Ciudadanos dará luz verde a los Presupuestos", recalcó.