Ir a contenido

La Audiencia Nacional investiga las obras que Acuamed realizó en Algeciras a instancias del alcalde y senador del PP

El regidor intentó agilizar los trabajos de un colector, su gran baza electoral, para coincidir con las municipales

JULIA CAMACHO / SEVILLA

José Ignacio Landaluce, en una comparecencia junto al exministro José Manuel García Margallo en el Congreso en el 2013.

José Ignacio Landaluce, en una comparecencia junto al exministro José Manuel García Margallo en el Congreso en el 2013. / JOSÉ LUIS ROCA

La justicia ha puesto en el punto de mira las obras de saneamiento que la empresa pública Agua de las Cuencas Mediterráneas SA (Acuamed) realizó en Algeciras (Cádiz) a instancias del alcalde y senador del PP José Ignacio Landaluce. En un escrito, el juez Eloy Velasco pide información sobre los trabajos de instalación de colectores en la localidad gaditana, reactivando así las diligencias de un caso que investiga el supuesto fraude en la adjudicación de contratos públicos inflados para obras medioambientales entre 2007 y 2014. La operación policial se saldó con una docena de detenciones, entre ellas el que fuera director general de la empresa pública y un responsable de FCC Construcciones.

En concreto, el juez de instrucción central 6 solicita a la empresa pública Acuamed y a la Secretaría de Estado de Medio Ambiente, de la que depende aquella, toda la documentación que obre en su poder sobre el proyecto, presupuestado en 999.736 euros, más IVA. Según la información adelantada este lunes por el diario El PAIS, el magistrado pidió ya en septiembre la documentación del proyecto, paralizado por el momento, aunque la Secretaría de Estado no respondió hasta comienzos de este año. Ahora, amplía su petición y reclama que a la "mayor brevedad posible" nueva documentación que incluye "desde el inicio hasta la fase de ejecución de obras, incluyendo los documentos de valoración técnica de las ofertas".

BAJA TEMERARIA

Las sospechas se centran en un presunto amaño del concurso, sobre el que el alcalde y senador conservador tenía gran interés en que se realizara lo antes posible dada la cercanía de las elecciones municipales de mayo del 2015, donde se presentaba a la reelección. Así, en unas conversaciones recogidas en el sumario y desveladas el pasado verano por el diario 'El Mundo', el considerado cabecilla de la trama, el exdirector general de Acuamed Arcadio Mateo, habla con Landaluce sobre el proceso de obras, y este trata de acelerar los trámites dado que el proyecto de saneamiento había sido su gran promesa electoral y quería que los vecinos de su municipio vieran al menos el inicio de la obra. "Al final no cumplo la única promesa", se lamentó el regidor en la grabación, quejándose de que la oposición ya hubiera empezado a criticar dicho incumplimiento electoral.

Las sospechas de los investigadores se centran en que el contrato habría sido preadjudicado antes de que se realizaran los documentos oficiales del proyecto,  y que la empresa beneficiaria ofertó con una baja temeraria. Tras un modificado del coste, el proyecto fue paralizado el pasado verano, y en estos momentos se tramita la resolución del contrato con la adjudicataria y la convocatoria y adjudicación de un nuevo concurso para concluir los trabajos. El alcalde y senador del PP se defendió ya entonces asegurando que hablaba con todas las instancias necesarias para sacar adelante proyectos en su ciudad, subrayando que se trataba de solucionar un problema histórico en una zona inundable de la ciudad y rechazando cualquier irregularidad.

La instrucción del' caso Acuamed', que se inició en el 2015, investiga la presunta adjudicación fraudulenta de contratos públicos inflados para obras hídricas y medioambientales entre el 2007 y el 2014, así como la supuesta falsificación de certificaciones, facturas y liquidaciones para aumentar significativamente las cantidades a abonar a las adjudicatarias, unos hechos supuestamente constitutivos de los delitos de malversación, cohecho y fraude contra la Administración. Entre otros contratos bajo sospecha se encuentran la descontaminación del embalse de Flix, en Tarragona, la presa de la rambla Gallinera, en Valencia; la desaladora de Torrevieja, o las conducciones de la desaladora de Campello-Mutxamel, en Alicante.

0 Comentarios
cargando