21 oct 2020

Ir a contenido

LA ENCRUCIJADA DEL SOCIALISMO

El equipo de Pedro Sánchez presume de la participación que genera en el PSOE

Los colaboradores del candidato a secretario general aseguran tener detrás ya a 68.000 militantes socialistas, casi el 40% del total

Los participantes en la web del exlíder, que estrena sede en Madrid, no deben certificar que tienen carnet del partido

Juan Ruiz Sierra

Sánchez, durante la presentación de su proyecto político, el pasado 20 de febrero en Madrid. 

Sánchez, durante la presentación de su proyecto político, el pasado 20 de febrero en Madrid.  / JUAN MANUEL PRATS

Pedro Sánchez alcanzó en el 2014 el liderazgo del PSOE gracias al apoyo de los aparatos más importantes, sobre todo el andaluz, capitaneado por su principal rival actual, Susana Díaz. Entonces era un diputado casi desconocido. Ahora su situación es exactamente la inversa. No tiene detrás a ninguna federación de peso (los barones que le apoyaron hasta su dimisión alientan a Patxi López), pero goza de una enorme popularidad y dispone de un relato: es el exlíder caído por intentar evitar a toda costa que la derecha siguiera gobernando en España. Un mes después de que anunciara su candidatura para volver a tomar el mando, su equipo presume de la participación que está generando.

Este viernes, durante la presentación de su cuartel general en Madrid (modesto, pero situado en el privilegiado barrio de Almagro), los colaboradores de Sánchez trasladaron cifras que presuntamente avalan este fenómeno. "Nunca había visto una movilización tan importante", dijo el diputado José Luis Ábalos.

El principal dato es este: según la también parlamentaria Adriana Lastra, ya se han inscrito en la web de Sánchez 80.000 simpatizantes. De estos, "el 90% dice tener carnet del partido", continuó Lastra. Es decir, la candidatura del exsecretario general ya tendría detrás a 68.000 militantes, casi el 40% del total. En el 2014, Sánchez logró 62.477 votos, frente a los 46.439 de su principal adversario, Eduardo Madina, ahora coordinador de la ponencia política que dará a luz al nuevo proyecto del PSOE en su próximo congreso, el 17 y 18 de junio, semanas después de las primarias que enfrentarán, en principio, al exsecretario general, López y Díaz, que aún no ha dado un paso al frente.

LAS RESERVAS

Hay que tomarse estas cifras con cautela. Los participantes en la web de Sánchez no tienen que acreditar su militancia, y el último movimiento de estas características, crítico con la gestora del partido, acabó en fiasco. La iniciativa, abanderada por José Antonio Rodríguez, alcalde de Jun (Granada), pretendía forzar la convocatoria inmediata de un congreso del PSOE para elegir a su nuevo líder. A mediados del pasado octubre, Rodríguez aseguró que ya contaba con más de la mitad de las firmas de las bases respaldando esta petición, número suficiente para convocar el cónclave según los estatutos del partido. Nunca llegaron a presentarse.

Lo que nadie duda, ni siquiera los más contrarios a Sánchez, es su capacidad de movilización. Todos sus actos como candidato han contado con una nutrida asistencia, compuesta tanto por militantes como por simpatizantes, que no tienen derecho a voto en las primarias. Una nueva prueba: la campaña de 'crowfunding' para financiar su campaña, iniciada este mismo viernes, recaudó más de 17.000 euros en apenas seis horas.

EL PASO DE DÍAZ

El exlíder estará el próximo 8 de marzo en Melilla; el 12, en Cádiz, y un día después, en Ceuta. López protagonizará el domingo un mitin en San Sebastián y el lunes viajará a Teruel. Díaz, mientras tanto, aguarda su momento. Muchos de quienes alientan su candidatura quieren que dé el paso cuanto antes, pero en el círculo de la presidenta andaluza señalan que no está previsto que se postule hasta que el proceso de primarias haya sido convocado oficialmente, en un comité federal que se celebrará a comienzos en abril.