Ir a contenido

ESTRENO DEL PROGRAMA 'JO PREGUNTO'

Puigdemont defiende ir sin "prisas" para construir "bien" un Estado

Ciudadanos críticos reprochan al 'president' en TV-3 los recortes en salud, educación y vivienda

El dirigente soberanista admite insuficiencias, pero apela a la falta de recursos en financiación

Fidel Masreal

El president Puigdemont, en el Teatre Conservatori de Manresa, en el programa de TV-3 Jo pregunto.

El president Puigdemont, en el Teatre Conservatori de Manresa, en el programa de TV-3 Jo pregunto. / MARC VILA

Arremangado. Así ha actuado el presidente de la Generalitat Carles Puigdemont ante preguntas incisivas no de periodistas --que también-- sino de una docena de ciudadanos que, con datos, han recordado al líder soberanista en el programa "Jo pregunto" de TV-3 las insuficiencias en asuntos clave como la educación, la sanidad, la vivienda o la industria. El proceso soberanista tardó una hora en aparecer tras iniciarse el programa.

Y cuando apareció fue la oportunidad de Puigdemont de anunciar que mantiene su hoja de ruta intacta. Pero sin "prisas" para hacer las cosas "bien" a la hora de construir el Estado propio. "Me comprometí a hacerlo y a hacerlo bien", espetó ante una pregunta crítica con los cambios que ha sufrido la hoja de ruta. "He venido a trabajar para que este país tenga las condiciones legales de funcionamiento y de democracia adecuadas para hacer un Estado independiente, con el concurso de la mayoría, preparándolo bien, no improvisándolo", insistió.

ESTRUCTURAS DE ESTADO 

Respecto al ritmo de creación de las estructuras de Estado, trató de tranquilizar a quienes creen que van con retraso. "Han de estar a punto cuando toque", subrayó. Y sugirió que en su proyecto no falta coraje para desobedecer. Como ejemplo citó el juicio a Artur Mas y los 'exconsellers' Ortega, Rigau Homs por haber desobedecido al Estado con el 9-N.

Y sí, apareció el tema de su decisión de no ser candidato en las próximas elecciones. ¿Y si no hay referéndum? "Si no hacemos el referéndum y no hacemos nada al especto es que hemos fracasado, entonces tanto da si se presenta uno u otro, mi propósito es que no fracasemos", fue su respuesta.

CORRUPCIÓN Y PUERTAS GIRATORIAS

El 'president' defendió una república catalana que acabe con las puertas giratorias. Y sobre la corrupción y las puertas giratorias, que asoció a la cultura política española, proclamó que "si hemos de hacer lo mismo cambiando Estado catalán por Estado español mucha gente no  nos seguiría. Para hacer lo mismo yo no continuo".

El programa televisivo, sin embargo, se inició con la preocupación por el empleo. Puigdemont tiró de las respuestas básicas: el paro desciende y la industria sigue viva y es importante la formación en la escuela como herramienta fundamental para revertir la situación de crisis cara al futuro. El president defendió promover la industria, pero de forma compatible con otras apuestas mucho menos populares como el proyecto Barcelona World.

Al respecto, ante una pregunta crítica sobre un proyecto calificado de especulativo, Puigdemont defendió la bondad de la iniciativa, y zanjó cualquier opción de consulta ciudadana porque, a su juicio, ahora "hay consenso muy fuerte en el territorio". También fue decantando algunas de sus respuestas hacia el contencioso soberanista.Muy pronto habló de la falta de inversión estatal en el corredor ferroviario para potenciar la industria en Tarragona.

Y cuando se le cuestionó que se destine mucho menos de lo prometido en educación, en relación al montante por PIB que se invierte en la UE, Puigdemont  tiró del argumento del mal sistema de financiación de Catalunya: "No estamos al nivel de inversión que hemos considerado como óptimo, es cierto, y esto no se debe a este Govern u otro, es del sistema, que no nos permite dar las respuestas que deberíamos, no permite que los recursos que ustedes generan con sus impuestos " revierten en Catalunya.

CRÍTICAS A LOS RECORTES

Puigdemont tuvo que dedicarse a fondo respecto ante las críticas a los recortes en la educación y la sanidad. En ambos casos tuvo que escuchar alegatos contundentes y argumentados de personas vinculadas a ambos sectores, con cifras sobre los recortes aplicados durante los años pasados. Tanto es así que una pregunta crítica sobre salud generó el primer aplauso del público.

Sobre educación, Puigdemont hizo una defensa clara de la escuela concertada negando -como le planteaba la pregunta de un profesor- que el sistema genere segregación: "La escuela concertada no genera segregación, nos ayuda a hacer sostenible el modelo que puede garantizar que todos los alumnos tengan un acceso a conocimiento en igualdad de oportunidades". Defendió que su Govern prioriza la escuela inclusiva. "No se la creen", le replicó el profesor.

En sanidad, admitió que no habrá soluciones inmediatas. "Los presupuestos priorizan las listas de espera, salud mental, mejoras de infraestructuras, se intenta corregir lo más urgente, ¿esto tendrá efectos mañana para reducir a la mitad las listas de espera? No, pero es nuestro objetivo". Y todo ello lo explicó usando un tono moderado y constructivo. 

0 Comentarios
cargando