Joan Coma asegura que los guardias civiles que le trasladaron a Madrid ven con buenos ojos el referéndum

Considera que su detención es un "claro síntoma del carácter antidemocrático del Estado español"

Joan Coma, este miércoles, a la salida de la Audiencia Nacional tras declarar ante el juez.

Joan Coma, este miércoles, a la salida de la Audiencia Nacional tras declarar ante el juez. / JOSÉ LUIS ROCA

Se lee en minutos

El concejal de la CUP en Vic Joan Coma ha explicado este jueves que los agentes de la Guardia Civil que le trasladaron el martes, tras ser detenido, a Madrid ven con buenos ojos que Catalunya celebre un referéndum de autodeterminación y ha contrapuesto esta actitud con la del Estado español, que se opone a la consulta y ha puesto en marcha la maquinaria judicial para impedir cualquier iniciativa que avance hacia esta. Coma fue arrestado para ser llevado a declarar ante el juez después de negarse a hacerlo motu proprio el pasado 24 de octubre.

En una entrevista en RAC-1, Coma también ha asegurado que no pactó con los Mossos su detención frente al Ayuntamiento de Vic y que los guardias civiles le subieron esposado al vehículo, pero que "al cabo de unos kilómetros" le quitaron las esposas.

Noticias relacionadas

Sobre la declaración, el regidor anticapitalista ha manifestado que se quedó estupefacto ante las preguntas del magistrado relacionadas con la metáfora que hizo en el ayuntamiento, cuando dijo que "para hacer una tortilla hay que romper los huevos". Coma considera que la intención del juez era que "argumentara a favor de la violencia".

A su juicio, su situación es un "claro síntoma del carácter antidemocrático del Estado actual" y ha reiterado su intención de seguir "con la desobediencia para seguir desnudando al Estado".