02 dic 2020

Ir a contenido

MOVIMIENTOS EN LAS FILAS NACIONALISTAS

¿Quién es Sílvia Requena?

La rival de Homs en las primarias de CDC es casi una desconocida por la opinión pública

Reivindicará la renovación pero en la cúpula consideran que carece de músculo político

Fidel Masreal

Por primera vez en su historia, Convergència ha decidido llevar a cabo unas elecciones primarias, es decir, poner en marcha la democracia horizontal para escoger a un cabeza de lista electoral, en este caso las generales del 26-J. Sucede, sin embargo, que la contienda no está nada equilibrada. A un lado, Francesc Homs, un dirigente conocido y bregado, que ya fue candidato en las generales del 20-D y que atesora un curriculo interno como negociador del Estatut, fiel escudero de Artur Mas, 'conseller' y portavoz del Govern... Al otro, Sílvia Requena, abogada y responsable de la sectorial de igualdad del partido, que fue la número dos en la candidatura de Democràcia i Llibertat al Senado.

Nadie en CDC duda de que el resultado está cantado y que Requena tiene un perfil particular que no le servirá para aunar el voto refractario a Homs. Dicho de otro modo, que el resultado a favor del actual diputado será abultado. Requena esgrime la bandera de la renovación y la voz de las bases, pero no faltan quienes ven en ella a un verso suelto de caracter indomable y difícil de clasificar. Otros valoran su valentía y "caracter" a la hora de dar el paso, pese a no calcular sus escasas opciones de victoria. También se la define como una persona "sencilla y cercana".

Comparte espacio, en su despacho de abogados, con el del 'exconseller' Germà Gordó. Dicen que él bendice su candidatura, pero que no puede de ello deducirse que ella juegue en el equipo de quien será uno de los aspirantes a la secretaría general de CDC en el decisivo cónclave de julio. Así que Requena deberá explotar su independencia respecto de todos, lo cual es casi tanto como decir que le faltarán bases sólidas de calado para intentar competir. Apela y apelará a la transversalidad y la renovación total. El caso es que incluso Artur Mas también apuesta ya por ello en el seno del partido.

"QUE EL PP SE HUNDA"

De sus intervenciones en la campaña de las generales se deduce que estamos ante una mujer valiente y de verbo casi agresivo. En un acto de campaña admitía sin tapujos que su objetivo era lograr "que el PP en Catalunya se hunda" y quede "agrietado". La otra obsesión en sus mensajes fue la posible suspensión de la autonomía catalana. Pedía votos para que el Senado no configurara una mayoría absoluta de los populares. "Hemos de ir a Madrid a hacer de abogados del proceso independentista", proclamaba, apelando de paso a su condición de abogada.

Dicen los que no comparten sus formas ni sus objetivos que su caracter es difícil, y que en las generales fue por libre, incluso pagándose parte de la campaña de su bolsillo. En el parto de las primarias, según la dirección de CDC, Requena planteó la posibilidad de celebrarlas para escoger al cabeza de lista o para definir cuál sería la primera mujer en las listas. La respuesta de la cúpula es que no habrá premios de consolación.

Homs, su rival, ha celebrado positivamente que se abra la competición interna. No en vano, desde hace semanas la ha reivindicado si se repetían elecciones generales. Ambos podrán ahora poner de manifiesto sus diferencias de fondo, de proyecto, de ideología, pero es de prever que lo que se ofrecerá a la opinión pública serán más bien matices, cuestiones de forma, o apelaciones genéricas a la renovación desde las bases, por un lado, y a la experiencia, por otro, sin más.

COMPETICIÓN DESIGUAL

Sí, es evidente que Requena explotará su trabajo en defensa de los derechos de las mujeres y su papel en la sectorial de igualdad, pero Homs cuenta con el apoyo de la dirección de CDC y con la ventaja de que no tiene enfrente a un peso pesado del partido. Nada tendría que ver la competición de primarias si quien se hubiera postulado, por ejemplo, hubiera sido el número dos de Homs en el Congreso, Carles Campuzano, que se ofreció para liderar la lista del 20-D pero que ahora descarta dar un paso al frente y opta a seguir en la lista.

Las bases elegirán candidato el día 21, y a la vez decidirán si CDC se renueva o empieza desde cero la construcción de un nuevo partido. Una decisión, esta última, que tampoco genera muchas dudas y que se resolverá con un apoyo claro al borrón y cuenta nueva.