Ir a contenido

EL PULSO SOBERANISTA

Artur Mas advierte a ERC: "Sin Convergència, no hay independencia"

Sílvia Requena disputará las primarias de CDC al Congreso contra Francesc Homs

Las bases decidirán entre fundar un partido o reformar el actual, pero siempre con el 'expresident' al frente

Xabi Barrena Fidel Masreal

Artur Mas, en su último discurso como president de la Generalitat ante el Consell Nacional de CDC. 

Artur Mas, en su último discurso como president de la Generalitat ante el Consell Nacional de CDC.  / EFE / ALEJANDRO GARCÍA

Bajo la gran trama en la que se encuentra sumida la política catalana desde el 2012, el llamado proceso hacia la independencia, penden una serie de subargumentos, el más destacado de los cuales es la lucha por la hegemonía soberanista entre CDC y ERC. En su semana de reactivación mediática, Artur Mas ha lanzado este miércoles una carga de profundidad contra el adversario y, sin embargo, socio de Govern. “No habrá independencia sin Convergència”, ha tronado la voz del presidente del partido en el consejo nacional que ha dado el visto bueno a que el 21 de mayo las bases decidan si reformar CDC o engendrar una nueva fuerza. Se decida una cosa o la otra, Mas ha despejado la duda, si es que alguien la tenía, de que él comandaría o el nuevo partido o la nueva CDC: “Yo estaré presente”.

La frase de Mas sobre el papel clave que juega Convergència en el ‘procés’ no ha sonado a verbalización de algo obvio, sino a pura advertencia. ¿A quién? A aquellos que tratan de “disminuir” el papel de CDC en el proceso hacia Ítaca. “Y con sus actos están haciendo un flaco favor a sus propias aspiraciones de que Catalunya sea alguna vez libre”, ha aseverado señalando sin mencionar a los republicanos.

Y es que no hace ni una semana que los convergentes ofrecieron a ERC la posibilidad de ir juntos el próximo 26-J, algo que Esquerra rechazó. CDC atribuye a Esquerra un excesivo afán por vencerles y hacerse con la hegemonía independentista. Claro que los republicanos piensan que los convergentes solo querían tapar el sonoro fracaso que se le supone en junio.

Mas ha arrogado para su partido el haber sido la fuerza que más ha hecho por el autogobierno, en los últimos 35 años, sino por la propia independencia, desde hace cinco: “Somos los que más hemos trabajado por ella y los que más nos la hemos jugado”. Aludía así a su imputación en la causa por la consulta del 9-N.

HABRÁ DUELO PARA EL CONGRESO

El 21 de mayo también se sustanciarán las primarias para liderar el grupo de CDC en el Congreso. Y habrá primarias porque Sílvia Requena, abogada, presidenta de la sectorial de igualdad y derechos civiles de CDC y vinculada a las políticas en defensa de las mujeres, se presentará para competir con Francesc Homs.

Requena forma parte de la dirección de CDC, pero reivindica su candidatura como parte de una corriente interna que se autodefine como transversal, no ligada a cargos institucionales y formada por bases del partido de posiciones ideológicas distintas. El hilo conductor de este sector es el de forzar una renovación total, por lo que en la consulta interna del día 21 votarán a favor de crear una nueva formación partiendo de cero.

La responsable del área de mujeres del partido reivindicará, frente a la experiencia de Homs, la capacidad de renovación y pedirá una actuación política con más participación, más presencia de las bases y más diversidad de planteamientos ideológicos. Su bandera será la pluralidad. La intención de este colectivo era dar la batalla en el congreso del partido, pero la celebración de nuevas elecciones generales y la apertura de un proceso de primarias para escoger al cabeza de lista cara al 26-J han animado a Requena a dar el paso.

0 Comentarios
cargando