19 sep 2020

Ir a contenido

Otegi denuncia la "instrumentalización" del conflicto vasco

Eurodiputados de PP, UPD y Ciudadanos responden con un minuto de silencio e indignación a la presencia del dirigente vasco en la Eurocámara

SILVIA MARTÍNEZ BRUSELAS

Arnaldo Otegi ha sido designado candidato a lendakari por las bases de EH Bildu

Arnaldo Otegi ha sido designado candidato a lendakari por las bases de EH Bildu / AP / ALVARO BARRIENTOS

El secretario general de Sortu y próximo candidato a lehendakari por EH BilduArnaldo Otegi, inició el pasado viernes en Irlanda su primera gira internacional tras salir de la cárcel. El lunes hizo parada en Londres y este martes ha llegado a la sede de la Eurocámara donde ha defendido una "política nueva" y ha denunciado la "instrumentalización" que hace el Gobierno español del conflicto vasco "para disimular deficiencias, problemas sociales, la crisis de la monarquía o el bipartidismo". Su presencia ha causado indignación en las filas de UPD y PP que han respondido a las puertas del hemiciclo con un minuto de silencio al que han acudido también miembros del PSE y Ciudadanos.

Invitado estrella de los grupos Izquierda Unitaria Europea y Alianza Libre Europea, la intervención de Otegi en el décimo aniversario del Grupo de Apoyo al País vasco de la Eurocámara arrancaba con un minuto de silencio por las víctimas del bombardeo de Gernika en el 79 aniversario. Un minuto que el dirigente aberzale dedicaba también "a todas las víctimas del conflicto vasco en todos los años", aseguraba durante un breve discurso en el que ha desgranado su visión de la situación en Euskadi.

Y, la realidad, ha dicho, es que "la lucha armada de ETA ha desaparecido de la ecuación política" porque "la izquierda aberzale decidió cambiar de estrategia" pero "hay una parte que se niega a contribuir a este nuevo escenario". El resultado, es que "el Estado no se ha movido 1 milímetro" porque "le interesa  seguir manteniendo viva una realidad que no existe" y porque "pretende seguir con un esquema antiterrorista como si ETA no hubiese desaparecido", ha lamentado culpando al gobierno de sabotaje y obstrucción y de perseguir la imposición en lugar del diálogo político.

FALTA DE IMPLICACIÓN

El dirigente aberzale también ha criticado al Gobierno por la falta de implicación en el plan de desarme y por una política de dispersión de presos que no se justifíca jurídicamente y que es "cruel" con las familias de los presos. "¿Cómo se puede entender que tras 50 años de grave conflicto cuando una organización como ETA muestra disposición a desarmarse haya un gobierno que diga no, no quiero saber nada?", preguntaba durante el breve debate por el que se han pasado la jefa de filas de la izquierda europea, Gaby ZimmerXabier Benito (Podemos), Ana Miranda (BNG), Josep-Maria Terricabras (ErC), Josu Juaristi (EH Bildu) o Mark Demesmaeker (N-VA).

Otegi, que ha defendido la liberación de los presos de ETA y la vuelta de "refugiados" y "deportados" aunque sea un tema "delicado", ha asegurado que su formación seguirá trabajando para consolidar la convivencia en Euskadi y para poder hablar en un futuro de víctimas en su globalidad, sin distinciones entre unos y otros. "Los seres humanos podemos tener diferencias ideológicas pero el sufrimiento se mide con la misma escala para todo el mundo", ha dicho. El dirigente vasco considera, no obstante, que "hay una actitud insaciable" y  que "algunos jamás considerarán suficiente lo que hagamos" aunque "la izquierda aberzale seguirá dando pasos en esa dirección", ha añadido admitiendo su responsabilidad en el sufrimiento causado y ofreciéndose a trabajar en "dinámicas de reparación" para aliviar el dolor causado. Otegi también ha aprovechado para pedir la implicación de las instancias europeas y  ha lamentado que la Unión Europea lo haya hecho en el conflicto colombiano e irlandés y no en el vasco. "Cualquier ayuda es bienvenida y la de la UE es fundamental".

MINUTO DE SILENCIO DE PP Y UPD

Su presencia y sus palabras han caído como un jarro de agua fría en las filas de PP y UPD, que el pasado viernes ponían en marcha la maquinaria política para denunciar la presencia del dirigente aberzale con el envío de una carta al presidente Martin Schulz para expulsar a Otegi en caso de que hiciera apología del terrorismo. Este martes demostraban su indignación con un minuto de silencio frente al hemiciclo liberado por las eurodiputadas Maite Pagazaurtundua y Teresa Jiménez Becerril que acudía al acto con una camiseta con los rostros impresos de su hermano y su cuñada, asesinados por ETA.

"No es un buen día para las víctimas del terrorismo pero si para el recuerdo. Nosotros no hacemos maquillaje de la realidad", decía Pagaza. "Mi hermano y su mujer seguirían vivos si no existieran peronas como Otegi. No iban a ninguna guerra", añadía Jiménez-Becerril que ha calificado la visita del dirigente vasco como una humillación a la Eurocámara. Al minuto de silencio también asistían miembros del PSE y de Ciudadanos.

La intervención de Otegi se producía poco después de la presentación de un informe sobre los derechos humanos de los presos vascos elaborado por más de media docena de eurodiputados, entre ellos, Josep Maria Terricabras. Según este documento, sólo cuatro de los 392 presos cumplen su condena en cárceles localizadas en el País Vasco.