27 oct 2020

Ir a contenido

Los impulsores del 'manifiesto Koiné' sobre el catalán matizan el texto

La plataforma Llengua i República niega que su documento defienda la oficialidad única del catalán e insiste a la vez en "denunciar la ideología política del denominado bilingüismo"

Rafa Julve

Presentación del manifiesto del Grup Koiné a favor de que el catalán sea la única lengua oficial, en el paraninfo de la UB.

Presentación del manifiesto del Grup Koiné a favor de que el catalán sea la única lengua oficial, en el paraninfo de la UB. / CARLOS MONTAÑÉS

La plataforma Llengua i República, impulsora del 'manifiesto Koiné' sobre el catalán que ha levantado una fuerte polvareda política en las últimas semanas, ha emitido este martes un comunicado en el que matiza el texto original pero sin renegar de la tesis primigenia. En el nuevo documento, los autores aseguran que el controvertido manifiesto "no propone, ni directa ni indirectamente, la definición de una 'oficialidad única' ni tampoco defiende el 'monolingüismo', como se le ha atribuido de mala fe". Al mismo tiempo, insisten en lamentar la "subordinación" actual del catalán respecto del castellano y en "denunciar la ideología política del denominado bilingüismo", expresión que diferencian del hecho de que los ciudadanos hablen diversas lenguas.

"Sí que se defiende que el catalán y el occitano en el Aran se conviertan, en la futura república, en 'el eje integrador en un marco de asunción pública del multilingüismo", subraya el comunicado, que también reclama para esos dos idiomas el estatus de "lengua territorial" en una Catalunya independiente. Antes de ello, Llengua i República deja entrever que tiene una propuesta, pero sostiene que esta no se ha definido en el manifiesto "para dejarlo abierto a las posibles soluciones que pueda haber". Diversos firmantes del texto, sin embargo, han dejado claro ya en público que su apuesta pasa por la oficialidad única del catalán, y así se pudo comprobar en la presentación del manifiesto en el paraninfo de la Universitat de Barcelona, el pasado 31 de marzo.

LA "COLONIZACIÓN LINGÜÍSTICA"

Los impulsores del texto del Grup Koiné también tratan de rebatir las críticas recibidas por haber empleado la expresión "colonos lingüísticos" al referirse a los inmigrantes del resto de España que llegaron a Catalunya durante la dictadura franquista. "El manifiesto no contiene ninguna expresión que califique a la población de origen inmigrante, ni la de la época franquista, ni la anterior o la actual, de 'colonos', sino que simplemente remarca la conocida voluntad del franquismo de utilizarla  'como instrumento involuntario de colonización lingüística", sostiene el comunicado. 'Colonización lingüística' es aquí una expresión equivalente a la de 'sustitución lingüística' y así es utilizada por la ecolingüística", se justifica.

Finalmente, Llengua i República lanza también un recado a los sectores soberanistas (léase Junts pel Sí) que han calificado de inconveniente la aparición de tal manifiesto en estos momentos. La plataforma afirma que no es ella la que ha abierto el debate sobre el idioma en una hipotética Catalunya independiente, sino que la entidad ha intervenido "para ofrecer un punto de vista diferente de los que hasta ahora se habían expresado, curiosamente, sin que nadie hubiera lanzado ningún reproche por hacerlo". Hasta ahora, en los últimos años al menos, tanto ERC como CDC han defendido el "bilingüismo" en una futura república y la cooficialidad de castellano y catalán.