DECLARACIONES EN LA AUDIENCIA NACIONAL

Los Pujol, más que una familia

El 'expresident' y su mujer declaran el miércoles por blanqueo y su primogénito el jueves

El juez afirma que forman una organización cuyo perfil está aún por determinar

Jordi Pujol sale de su domicilio, en la ronda del General Mitre, en octubre pasado

Jordi Pujol sale de su domicilio, en la ronda del General Mitre, en octubre pasado / RICARD CUGAT

3
Se lee en minutos
MARGARITA BATALLAS / J. G. ALBALAT

“Los vínculos existentes de la familia Pujol-Ferrusola (más allá de los familiares) relevan la existencia de un patrón de comportamiento reiterado durante años por los miembros de la familia”, afirma el juez José de la Mata en el auto en el que llama a declarar al patriarca de la familia, Jordi Pujol Soley, y a su mujer, Marta Ferrusola, por un delito continuado de blanqueo de capitales. La cita, el miércoles en la Audiencia Nacional. El jueves acudirá Pujol júnior y el martes están convocados cuatro nuevos testigos.

La historia de esta familia dejó de ser ejemplar desde que en julio del 2014 el 'expresident' de la Generalitat confesara que había ocultado durante casi 30 años la herencia de su padre, Florenci, en Andorra.

Casi dos años habían transcurrido desde que María Victoria Álvarez desvelara, en enero del 2013, los viajes con su antiguo amante, Jordi Pujol Ferrusola, a Andorra con bolsas llenas de dinero. El entonces juez de la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, inició con reticencias una investigación sobre el patrimonio de Pujol hijo que ha acabado con la citación de sus padres como imputados. 

Gracias a la colaboración de las autoridades andorranas, la Audiencia Nacional se ha hecho durante estos años con “una profusión de datos” que han permitido establecer que la familia Pujol funciona “como una organización” cuyos “perfiles definitivos, están aún bajo sospecha y pendientes de calificar”, según el juez.

PATRONES DE ACTUACIÓN

No obstante, el togado desvela que ha logrado establecer “unos patrones comunes de actuación”, “una coordinación de actividades” y un “reparto de roles” tras “haber alcanzado un acuerdo las partes para atribuir” al primogénito de la familia “el papel de gestor y distribuidor de los recursos entre sus hermanos y su madre”.

El juzgado ya ha establecido que Pujol hijo y su exmujer, Mercè Gironès, crearon varias sociedades instrumentales para “canalizar los capitales de origen criminal (11 millones de euros) para realizar gastos e inversiones en España”.

Este dinero les llegó “como denominador común” de adjudicaciones públicas de empresas del sector de la construcción con la Generalitat. Por ello, recurrieron a “refacturaciones y operaciones comerciales ilógicas” y montaron entramados en paraísos fiscales y en el extranjero para blanquear y repatriar capitales fuera de España como México, Panamá, Argentina, Paraguay, Estados Unidos y Liechtenstein. En Andorra ocultaron “las comisiones ilegales”.

El juez no se cree nada de lo que le han explicado hasta ahora los Pujol. Por un lado, afirma que la confesión del patriarca no es más “que un mero relato”, ya que su patrimonio “no se justifica con los ingresos ordinarios” de una persona que ha ejercido el cargo de 'president' de la Generalitat durante 23 años.

Además, el togado sostiene que la familia no cuenta con ningún “negocio que justifique estos incrementos patrimoniales”. Y que las explicaciones que han ofrecido hasta ahora los hermanos Pujol (JordiJosep, Pere) en el juzgado “no están mínimamente justificadas”.

De la Mata revela que Pujol júnior solía “después de un ingreso sospechoso ordenar que se realizaran traspasos a sus hermanos y a su madre en sus cuentas de ahorros”. Y es que, según el juez, esta familia contaba “con un particular sistema de rendición de cuentas para repartirse los fondos”.

Un sistema que sufrió algunas modificaciones tras el refuerzo del control del blanqueo de capitales que intensificó el seguimiento del dinero en efectivo. Por ello, la familia Pujol “empezó a usar sociedades instrumentales para cobrar las comisiones ilícitas que eran más sencillas de generar para los pagadores, teniendo además beneficios fiscales, al ser considerado como un gasto y soportar IVA”.

LA CUENTA 63810

Noticias relacionadas

El 'expresident', además, deberá responder por la titularidad de la cuenta 63810 en la Banca Reig que se abrió en el 2000 con un saldo de 307 millones de las antiguas pesetas (casi 800.000 euros) en efectivo “siendo desconocido el origen de estos fondos”. Diez años más tarde esta cuenta se vació tras retirarse algo más de un millón de euros el 28 de octubre del 2010. Pujol hijo explicó que el titular de esta cuenta era su padre, una información que fue corroborada por su progenitor en mayo del 2001. 

En esta causa no están imputados todos los miembros de la familia Pujol, solo el matrimonio Pujol y tres de sus hijos. Faltan Oleguer y Oriol. Al primero le investiga el juez Santiago Pedraz mientras el segundo está imputado en el llamado 'caso ITV' que se instruye en un juzgado de Barcelona.