Junts pel Sí promete elevar el gasto social hasta un 30%

El programa fija la renta mínima de ciudadanía y 'deroga' la reforma laboral

Se lee en minutos
XABIER BARRENA /BARCELONA

«Junts pel Sí no tiene programa electoral» ha sido uno de los soniquetes más repetidos en las últimas semanas. Pues haberlo, haylo y, en coherencia con el relato de la coalición, con un fuerte acento social. Otra cosa es que, como todo programa, se acabe cumpliendo lo que se acabe cumpliendo. En cuanto a las políticas sociales, CiU y ERC (junto con las entidades sociales) abogan por que el nuevo Estado eleve el gasto un 30%, pasando del actual 23% del PIB al 30%.

El documento, que se presenta hoy, consta de tres bloques. El primero detalla la llamada hoja de ruta. El segundo explica las estructuras de Estado que precisa Catalunya. Se dividen entre las estructuras del Estado del bienestar, las económicas de Estado, las que permitirán tener una presencia internacional y las de organización propia del Estado. El tercer bloque, el más extenso, es el programa electoral propiamente dicho. Las medidas están supeditadas todas, al menos en el campo social, a la consecución de la independencia. Cabe recordar que en el relato de Junts pel Sí, el principal motivo para la secesión es el de disponer de recursos para permitir políticas para que los catalanes vivan mejor. Ergo, sin Estado propio no hay dinero, por tanto, no cabe discurrir grandes propuestas para «administrar la miseria», en palabras de un miembro de la coalición.

Así, esos 18 meses hasta la proclamación de la independencia se emplearían en buscar los consensos necesarios en todos los ámbitos. Desde las relaciones laborales a la educación y la sanidad. En la parte de las estructuras de Estado, JxSí garantiza la «cobertura pública universal para todo el mundo» y también, por ejemplo, «las ayudas de comedor de escuela para el alumnado en situación económica desfavorecida en las enseñanzas obligatorias». También en educación, se fija elevar la inversión hasta el 6% del PIB, más de un punto por encima del gasto actual.

Noticias relacionadas

En el programa, la coalición promete la reforma de la renta mínima de inserción hacia un modelo de renta garantizada de ciudadanía, en la línea, por ejemplo, de lo que ha abogado podemos. JxSí también asevera que aplicará el decreto de pobreza energética aprobado por el Parlament y suspendido, a posteriori, por el Tribunal Constitucional tras un recurso del Gobierno del PP.

En materia laboral, el programa sentencia a muerte la reforma laboral del PP (aprobada con los votos de CiU) y así establece una «revisión administrativa de las decisiones empresariales por parte de la autoridad laboral en materia de despidos colectivos». Asimismo, fija un salario mínimo catalán de acuerdo con los estándares de la carta social europea y que podría rondar los 1.000 euros mensuales (60% de la mediana de sueldos de un país).