críticas a la estrategia del Gobierno

Podemos considera la propuesta de reforma del Constitucional una "amenaza" del PP a los catalanes

Pablo Iglesias critica el "frentismo" de Rajoy y Mas y aboga por la "hermandad" en un país plurinacional

Pablo Iglesias.

Pablo Iglesias. / EFE / JUAN CARLOS HIDALGO

Se lee en minutos

IOLANDA MÁRMOL / MADRID

Podemos considera que la propuesta formalizada este martes por el PP en el Congreso para dotar de capacidad sancionadora al Tribunal Constitucional responde a una única lógica electoral: la de elevar la tensión apercibiendo a los catalanes y conseguir así estimular su voto más duro.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha explicado que la reforma del TC que defiende el PP solo genera confrontación visto que "las amenazas no contribuyen a que los ciudadanos de este país se entiendan". Frente a la modificación propuesta por el partido en el Gobierno, el líder de Podemos ha defendido una apuesta por la "fraternidad".

APUESTA POR EL DIÁLOGO

"Nosotros siempre vamos a apostar por el diálogo, atendiendo a las diferencias que hay en la manera de sentirse de muchos ciudadanos", ha afirmado Iglesias, que ha vuelto a equiparado a PP con CDC. "Que el freudismo de la corrupción sea encabezado por Rajoy o por Mas significa lo mismo: separar a los ciudadanos. Nosotros estamos por la fraternidad", ha reivindicado.

Noticias relacionadas

LEÑA AL FUEGO

En la misma línea argumental, el secretario de relaciones con la sociedad civil, Rafa Mayoral, ha rechazado de plano la propuesta de los populares y ha señalado que "al PP le interesa seguir echando leña al fuego" y "elevar los nivela de confrontación para tapar sus recortes y su corrupción". Mayoral considera que la propuesta de modificación de la ley que regula el Tribunal Constitucional "no es un planteamiento jurídico, sino político" y ha vaticinado que tanto el PP como la lista de Junts pel Sí van a "seguir tensando la cuerda" para lograr una polarización de la campaña que les beneficie en términos electorales. "Nosotros vamos a seguir el camino opuesto", ha defendido Mayoral.