El PSOE reclama a Rajoy y Mas que abandonen el "tacticismo" y aporten "soluciones"

Los socialistas eluden entrar en "debates nominales" como el de la nación catalana

1
Se lee en minutos
JUAN RUIZ SIERRA / Madrid

El PSOE ha pedido este lunes tanto al Gobierno central como a la Generalitat que ante el actual malestar territorial, que en su opinión supone “uno de los principales problemas políticos” de España, abandonen los “juegos tácticos” y aporten “soluciones”. Los socialistas creen que es el president Artur Mas quien más se emplea en el regate corto, pero también acusan al jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, de un comportamiento similar.

“Le pedimos al señor Mas que deje de jugar con el calendario”, ha dicho la secretaria de Estudios y Programas del principal partido de la oposición, la catalana Meritxell Batet, en referencia a los cálculos del líder de CiU sobre cuándo convocar la consulta independentista, prevista para el próximo 9 de noviembre y que con seguridad será impugnada por el Gobierno ante el Tribunal Constitucional. “Cualquier táctica sobre la convocatoria nos parece muy irresponsable, impropio de un gobernante que pretende ejercer su papel con un mínimo de seriedad”, ha añadido.

A Rajoy, por su parte, Batet le ha acusado de vivir instalado en el “inmovilismo”, parapetado detrás de una “legalidad” que por sí misma no soluciona el conflicto. Frente a este enfoque, los socialistas insisten en su propuesta de reforma constitucional para, entre otras medidas, ampliar las competencias autonómicas y blindar los hechos diferenciales.

El consenso

Noticias relacionadas

Sin embargo, y al contrario de lo que había planteado la anterior dirección, la actual cúpula del PSOE no tiene prisa en registrar en el Congreso de los Diputados iniciativas para abordar esta modificación de la Carta Magna. Primero quiere alcanzar un acuerdo con la mayoría del arco parlamentario sobre la necesidad de abrir la Constitución, algo que se aventura complicado, pues el PP, hasta ahora, se ha negado a esta idea. “La propuesta no contiene una lista de temas cerrados. Lo que sí tenemos claro es que para mejorar el pacto del 78 [año en el que se aprobó la ley fundamental] se habrá de contar con el mismo consenso que en el 78”, ha dicho la dirigente socialista tras la reunión de la Comisión Permanente del partido.

En el mismo sentido, Batet ha eludido contestar si los socialistas buscarían que Catalunya fuese reconocida como nación. “Caer en lo nominal genera confrontación”, ha señalado, antes de recordar que el Estatut, en su preámbulo, que fue votado tanto por el PSOE como por el PSC, ya recoge que Catalunya es una nación.