Junqueras gira la tortilla

ERC se alzó como segunda fuerza, plaza histórica del PSC, en ocho de cada 10 municipios

Oriol Junqueras, en la sede de ERC, el lunes.

Oriol Junqueras, en la sede de ERC, el lunes. / JOSEP GARCIA

Se lee en minutos
JOSE RICO / Barcelona

Aunque elplan Mashaya fracasado en las urnas, elindependentismose adueñó el domingo del mapa deCatalunyagracias, en buena medida, a queEsquerra Republicanaha dado la vuelta como un calcetín a las tendencias políticas del país.

La vertiginosa escalada del partido deOriol Junqueras, tan solo dos años después de haberse llevado la peor parte de la descomposición del tripartito, le situó como jefe de la oposición por los pelos (un escaño más con menos votos que el PSC), pero le confirió un dominio inapelable en el territorio.

Noticias relacionadas

ERCfue la segunda fuerza en ocho de cada 10 municipios, desplazando en la mayoría de ellos a los socialistas. Este dato, sumado a la hegemonía deCiUen el 94% del mapa, confirma el auge sin precedentes delsoberanismo. En tan solo 38 de las 947 poblaciones venció un partido que no apuesta por unEstado catalán, tal como refleja uninformede datos delGESOP.

>>Lea la información completa sobre elmapa electoral catalán tras el 25-N en e-Periódico.