Todos los partidos excepto CiU apuestan por más inversión en ciencia

Los programas electorales hablan de incrementar la inversión tanto pública como privada para desarrollar la tecnología

La Federación de Jóvenes Investigadores se manifestaron para denunciar la precariedad de los investigadores

La Federación de Jóvenes Investigadores se manifestaron para denunciar la precariedad de los investigadores / EFE

Se lee en minutos

Lostijeretazos a la ciencia se han sucedido desde el inicio de la crisis y cada año los presupuestos destinan menos recursos a la investigación. El último varapalo del Gobierno central se ha producido este nuevo curso conun notable descenso en el número de becas o con grandes retrasos en los pagos. Los afectados son 1.300, de los cuales unos 300 están en Catalaunya, y se trata de jóvenes investigadores de entre 23 y 28 años.

Todos los partidos coinciden en el compromiso de incrementar la inversión tanto pública como privada para desarrollar la innovación tecnológica. Sin embargoCiU habla de desarrollar todas las competencias de investigación e innovación tecnológica a través de una ley de ciencia que permita consolidar un sistema de excelencia investigadora.

ElPSCapuesta por revisar la disponibilidad presupuestaria entre los años 2013 y 2020 que tendrá que ser suficiente para cumplir el objetivo global (público y privado) de gasto del 2% del PIB. En cambio, elPPC quiere incrementar los recursos destinados a estimular la investigación, desarrollo e innovación (I+D+I).

Noticias relacionadas

Asimismo,ICVpretende incrementar y mejorar la inversión en innovación y tecnología, estimulando el sector privado con una estrategia de éxito para las empresas con el fin de conseguir que el desarrollo de la investigación suponga el 3% del PIB en 2015. De la misma manera,ERC cree en la inversión en innovación tecnológica.

Por su parte,Ciutadanstiene como objetivo destinar más recursos públicos y estímulos fiscales para favorecer la inversión en investigación, desarrollo e innovación. Por último, SI quiere incentivar fiscalmente aquellas inversiones que ayuden a construir la sociedad del conocimiento.