Ir a contenido

EXPECTATIVAS CARA A LAS GENERALES

El PSOE acorta la distancia en 5 puntos y se sitúa a 9 del PP

La estimación de voto de los socialistas sube por vez primera desde febrero del 2009

Los populares bajan y obtienen el 44% de los sufragios frente al 44,5% de diciembre

JUAN RUIZ SIERRA
MADRID

Cuando en octubre se aseguraron la continuidad de la legislatura al pactar los presupuestos con el PNV y Coalición Canaria, los socialistas dijeron que aquello iba a ser un revulsivo. Cuando a comienzos de año alcanzaron un acuerdo con los sindicatos y la patronal para reformar las pensiones, los socialistas dijeron que aquello iba a ser un revulsivo. Cuando el sábado pasado Alfredo Pérez Rubalcaba salió aclamado como el candidato a las generales que quiere la inmensa mayoría del partido, los socialistas dijeron que aquello iba a ser un revulsivo. La realidad ha demostrado que los dos primeros pronósticos eran erróneos. Pero no el tercero. Según la encuesta del Gabinet d'Estudis Socials i Opinió Pública (GESOP) para EL PERIÓDICO, realizada tres días después de la reunión del comité federal socialista, la nominación del vicepresidente como aspirante a la presidencia del Gobierno ha reducido en casi cinco puntos la ventaja del PP sobre el PSOE.

Los conservadores, de acuerdo con el sondeo, ganarían ahora con el 44% de los votos, un porcentaje que les otorgaría de 176 a 180 diputados y, por lo tanto, la mayoría absoluta en el Congreso. Los socialistas, el 35,3% y entre 133 y 137 escaños. Estos resultados están muy lejos de los de las generales del 2008, cuando los primeros obtuvieron 148 asientos en la Cámara baja (37,71% de los sufragios), y los segundos, 164 (42,59%). Sin embargo, reflejan un cambio de tendencia respecto a tiempos más recientes. En contra de lo que llevaba pasando en los últimos años, el PSOE sube y el PP baja ligeramente.

El pasado diciembre, cuando el GESOP llevó a cabo su último barómetro sobre las elecciones generales, los populares obtenían el 44,5% de los votos, y los socialistas, el 31%. La distancia era de 13,5 puntos. Ahora se sitúa en 8,7. Hay que remontarse hasta la encuesta de febrero del 2009, hace más de dos años, para encontrar un ascenso del PSOE en estimación de voto. También un descenso del PP. A partir de entonces, las expectativas de los de Mariano Rajoy comenzaron a mejorar -en un fenómeno que los ha conducido al gobierno de casi todas las autonomías en disputa el pasado 22-M-, y las de los socialistas, a bajar. Hasta ahora.

CiU MEJORA EN ESCAÑOS / En cuanto al resto de las fuerzas, lo más destacado son las mejorías de IU y UPD. Los de Cayo Lara obtendrían el 5,8% de los votos y entre siete y nueve diputados (ahora tienen uno), mientras que el partido de Rosa Díez, que solo tiene a la exsocialista en el Congreso, lograría de cuatro a cinco escaños. ERC, en cambio, sufre un retroceso: pasaría de tres parlamentarios a uno, al conseguir el 0,7% de los votos frente al 1,1% de las últimas generales. La estimación de voto de CiU es la misma que obtuvo hace más de tres años (el 3%), pero con estos resultados cosecharía entre 12 y 13 diputados, mientras que ahora tiene 10. Y el PNV, que cuenta con seis escaños en la Cámara baja, perdería uno o mantendría su representación al recabar el 1,2% de los sufragios.