CONSECUENCIAS DEL 'CASO PRETORIA'

Dimite la jefa de urbanismo de Santa Coloma

Moraira era la segunda teniente de alcalde, con mando sobre Dobarco

2
Se lee en minutos
DAVID PLACER
SANTA COLOMA DE GRAMENET

Los ceses y dimisiones continúan en el Ayuntamiento de Santa Coloma de Gramenet. Tras la salida del alcalde, Bartomeu Muñoz, y el concejal de Urbanismo, Manuel Dobarco, ayer se produjo la tercera dimisión entre los concejales del PSC: Carmen Moraira. Era la segunda teniente de alcalde y concejal de Servicios Territoriales y figuraba como la máxima responsable del urbanismo en la ciudad, por encima de Dobarco. La Junta Electoral debe ahora nombrar a los tres concejales suplentes en la lista que sustituirán a Muñoz, Dobarco y Moraira.

La cartera vacante será ocupada por un concejal de los más jóvenes del equipo socialista: Esteve Serrano, que hasta ahora estaba al frente de la concejalía de Promoción Económica y Comercio. Se espera que en los próximos días se haga público el nuevo cartapacio municipal.

Moraira no ha sido imputada por la presunta trama de corrupción que investiga el juez Garzón, que sí implicó a Muñoz y Dobarco, ubicados por encima y por debajo de la concejal en el organigrama.

La exconcejal explicó a sus compañeros que desconocía la existencia de la trama corrupta que supuestamente operaba en el Gobierno municipal. En una escueta nota hecha pública por el ayuntamiento ayer se explica que la nueva alcaldesa Núria Parlon aceptó la renuncia de Moraira, quien dimitió por «la política urbanística desarrollada». La concejal era la cara visible de muchos de estos proyectos y estaba encargada de su defensa ante las entidades y vecinos de la ciudad.

CONCEJAL MÁS DE 10 AÑOS / Moraira, con más 10 años como concejal y 26 vinculada al ayuntamiento, fue incluso uno de los nombres que se barajaron en un primer momento para la sucesión de Muñoz en la alcaldía, pero su estrecha vinculación con los proyectos urbanísticos ahora investigados por el juez Garzón hicieron inviable su nombramiento.

La nueva alcaldesa también deberá decidir el nombre de quien estará al frente de la gerencia que unificará los tres departamentos de confianza del exalcalde. Hace dos días la alcaldesa cesó de sus funciones a los tres directores gerentes, uno de los cuales, Pascual Vela, estuvo en prisión y permanece imputado por el caso.

Noticias relacionadas

Los grupos municipales de la oposición (PP, ICV y CiU) pidieron ayer de forma conjunta la paralización de dos proyectos urbanísticos en marcha: el Plan Especial del Sector Nord (ubicado en el barrio de Singuerlín) y el del área residencial estratégica del barrio de Safaretjos.

Los tres grupos han forzado para el próximo lunes un pleno extraordinario en el que pedirán explicaciones al Gobierno municipal sobre las medidas adoptadas tras la detención del exalcalde y exigirán cambios estructurales en el organigrama municipal.