Opinión |
Newsletter
Gemma Martínez

Gemma Martínez

Directora adjunta de EL PERIÓDICO DE CATALUNYA

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Basta ya de ningunear a las pymes

Antoni Cañete, president de la Pimec, a la seu de la patronal catalana.

Antoni Cañete, president de la Pimec, a la seu de la patronal catalana. / ZOWY VOETEN

España da su sitio al fin a las pequeñas y medianas empresas. A pesar de que las pymes constituyen uno de los grandes motores del país, a lo largo de la historia reciente han quedado en un segundo plano, tanto en el debate público como en el diálogo social, ámbitos donde en ocasiones las grandes empresas o las ‘startups’ han gozado de un mayor reconocimiento. 

Cuesta entender que no haya habido antes una mayor querencia por un colectivo que supone el 99,8% del tejido empresarial del país, representa más de la mitad de su valor añadido y supone el 66% del empleo empresarial total. Además, las pymes desempeñan un papel nuclear en la generación de innovación y en la transformación digital que tanto necesita la economía española en la tan cambiante era de la pospandemia. Aunque no estén exentas de debilidades y grandes retos a superar, su contribución al dinamismo del país queda fuera de duda y debe protegerse.  En esta dirección son dignas de alabar iniciativas como la decisión del Gobierno de abrir la puerta del Consejo Económico y Social a la patronal catalana Pimec, presidida por Antonio Cañete y que mañana celebra los cincuenta años de su fundación con la entrega de sus premios a las mejores iniciativas empresariales.

La entrada de Pimec en el CES llega tras una ardua reforma legal, consolida su participación en el diálogo social y acaba con años de ninguneo. 

Otra decisión que reconoce el valor de las pymes es la opa lanzada por BBVA para fusionarse sobre Sabadell, un banco con una fuerte tradición en este segmento del tejido empresarial que interesa sobremanera a la entidad con sede en Bilbao. BBVA y Sabadell no serían el mayor banco de España, pero sí el primero por negocio con las pymes. Es probable que la marca Sabadell se mantenga en este ámbito si triunfa la opa, algo que no está tan claro en el resto de segmentos.

Aunque el reconocimiento a las pymes haya tardado tanto, está claro que este es su momento. 

Suscríbete para seguir leyendo