Apunte

El tuit de Luis Enrique

2
Se lee en minutos
Luis Enrique da instrucciones a sus jugadores en Braga durante el Portugal-España.

Luis Enrique da instrucciones a sus jugadores en Braga durante el Portugal-España. / @rfef

El miércoles, después de que la clasificación de España para la Nations League volviera a dar la razón al seleccionador nacional, el propio Luis Enrique volvía a abrir debates desde su cuenta de Twitter al publicar un cuadro del rendimiento de las selecciones europeas en los dos últimos años. En él, con las cuatro casillas en verde para la selección española, se ponía de manifiesto que solo España ha estado entre los mejores en las 4 últimas competiciones de selecciones. Encabezaba el cuadro el seleccionador con la frase «Solo por poner las cosas en contexto...»

La reivindicación del seleccionador hizo que subiera el pan en las tertulias de los medios deportivos. Más allá de eso, es evidente que Luis Enrique sintió la necesidad de hacer esa reflexión pública para hacer justicia al desempeño de la selección en estos últimos dos años. 

Como nunca ha hecho algo así desde sus redes sociales, la pregunta inmediata es ¿por qué lo hizo? ¿Qué necesidad había?

El seleccionador siempre ha insistido en que no le afecta lo que se diga de él en los medios y ni siquiera le presta atención. Si es así, entonces ¿a quién va dirigido el mensaje?

El mejor seleccionador

Noticias relacionadas

Luis Enrique es el mejor seleccionador que puede tener en este momento España. Es un ganador, un hombre con una personalidad aplastante, con una idea clara de cómo tiene que jugar el equipo que ha formado y con una valentía que le permitió, por ejemplo, hacer debutar hace un año a un chaval de 17 años. Y le salió de cine. Nunca le ha afectado lo que se diga fuera, ni en la victoria ni en la derrota. Convoca a quien cree, por encima de vacas sagradas o de jugadores con más apoyo mediático. Sujeta a quienes le han dado rendimiento ante malas rachas, ha formado un bloque que cree en él a muerte como líder que es. Y lo más importante, los resultados le avalan.

A las puertas de un Mundial, el primero como seleccionador, sorprende esta reivindicación que podría hacer perfectamente la cuenta de la RFEF, o de la selección, pero nunca el propio seleccionador. En el momento en que tenía a los haters contra las cuerdas, asomó cierta vulnerabilidad que muchos confundirán con chulería.  

Temas

Luis Enrique