Reacciones al plan del Gobierno Opinión Basado en interpretaciones y juicios del autor sobre hechos, datos y eventos

1
Se lee en minutos

ZOWY VOETEN

La reacción inmediata de la presidenta de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, frente a las medidas de ahorro energético aprobadas en el Consejo de Ministros (la insumisión del «Madrid no se apaga») ha dado paso en un par de días a un mensaje que alienta a la confusión. El vicepresidente de la comunidad, Enrique Ossorio, ha dado a entender que su Ejecutivo cumplirá la normativa vigente, aunque estudia recurrirla al opinar que invade sus competencias (lo que puede hacer legítimamente), pero tampoco ha descartado tajantemente el desacato a las arte de las disposiciones que considere de competencia autonómica y ha lanzado indicaciones que, bajo la apariencia de señalar errores prácticos en las medidas del Gobierno, pueden interpretarse como apelaciones a la picaresca.

Ante la tendencia que a veces aflora a entender desde el Gobierno la cogobernanza de una manera más bien unilateral, las resistencias son de esperar. Y_que lleguen propuestas para mejorar técnicamente lo decidido, oportuno. Es más, un diálogo previo más amplio quizá hubiese permitido incorporarlas.

Pero nos encontramos, de nuevo, ante una emergencia, como sucedió con la pandemia del covid-19. Y, de nuevo, será necesario un compromiso colectivo para asumir medidas que pueden no ser precisamente fáciles, no buscar la parálisis de la acción de Gobierno en los tribunales o alentar abierta o solapadamente incumplimientos insolidarios.