Ágora Opinión Basado en interpretaciones y juicios del autor sobre hechos, datos y eventos

'Xarxa Violeta': tejiendo ciudades libres de violencia sexual

La implicación comunitaria y una red de servicios y profesionales coordinados hacen posible el protocolo de espacios seguros de Santa Coloma de Gramenet

3
Se lee en minutos
Violencia machista.

Violencia machista.

El acoso sexual y otras formas de violencia contra las mujeres y las niñas en los espacios públicos se producen en todos los países del mundo, tanto en las zonas rurales como en las ciudades y, desgraciadamente, lejos de disminuir continúan aumentando. Solo en el Estado español, los delitos de agresión sexual se incrementaron en un 24,6% en el primer trimestre de 2021 respecto al trimestre anterior, según datos publicados recientemente por el Ministerio del Interior. El año pasado se contabilizaron 3.223 delitos contra la libertad e indemnidad sexual en los primeros meses y, en este 2021, la cifra ha crecido hasta los 3.448 casos. Por comunidades autónomas, han aumentado las agresiones sexuales especialmente en Catalunya, Comunidad Valenciana, Ceuta y Castilla-La Mancha. Frente a esta realidad, es acuciante que los gobiernos estatales, autonómicos y locales unamos esfuerzos para proporcionar soluciones eficaces e integrales hacia la erradicación de estas violencias contra las mujeres. Y esto pasa, indudablemente, por aplicar políticas con un enfoque integral y transversal, basadas en la prevención y en una respuesta al acoso sexual y otras formas de violencias sexuales de una manera coordinada, firme y conjunta, administraciones públicas y sector privado, para que las mujeres podamos ir sin miedo en el transporte público, por la calle y en los locales de ocio y entretenimiento.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Con este objetivo, en Santa Coloma de Gramenet en 2019 pusimos en marcha el proyecto 'Xarxa Violeta', con el compromiso conjunto del sector público y privado para crear espacios seguros y de referencia en la ciudad –los espacios violetas- a los que la ciudadanía se puede dirigir ante una posible agresión sexual y/o lgtbifóbica. Empezamos con unos sesenta establecimientos adheridos, la mayoría locales de ocio nocturno, pero también gasolineras, farmacias, aparcamientos y servicios de taxi. Desde el Ayuntamiento facilitamos las herramientas y recursos necesarios a los y las responsables de estos establecimientos, y trabajadores y trabajadoras, para poder hacer prevención de violencias machistas y lgtbifóbicas, y para que puedan facilitar el acompañamiento de las posibles víctimas, activando el protocolo de actuación y coordinación profesional. Por lo tanto, hemos sistematizado las respuestas a las agresiones que se puedan producir en el espacio público a los contextos festivos y locales, unificando criterios y esfuerzos, y coordinando respuestas contundentes y que se han demostrado eficaces ante las violencias sexuales.

Noticias relacionadas

Desde el inicio de la 'Xarxa Violeta' se han multiplicado por cuatro la participación e implicación comunitaria y actualmente la ciudad dispone de 294 agentes violetas, que van desde establecimientos de primera necesidad y supermercados a asociaciones de vecinos y vecinas y clubes sociales, locales de restauración y ocio, entre otros.

Detrás de este protocolo único y compartido, que se activa en caso de necesidad, hay una red de servicios y profesionales coordinados y en contacto con los y las agentes lilas, los 365 días del año y las 24 horas del día. Hablamos de los servicios policiales, sanitarios, el servicio de agentes cívicos nocturnos –serenos y serenas-, el servicio especializado en la atención de las violencias machistas y un equipo de psicólogas de guardia, especializadas en la atención a las víctimas de este tipo de agresiones. Se trata, pues, de un abordaje conjunto y protocolizado que los y las agentes de la 'Xarxa Violeta' conocen y aplican. Con el lema 'Si nos necesitas, estamos contigo' hemos identificado todos y cada uno de los establecimientos y entidades que forman parte de esta iniciativa innovadora, en cuanto a la prevención y abordaje de las violencias machistas y lgtbifóbicas, desde una perspectiva integral, eficaz y comunitaria. Y esta red continúa tejiéndose, haciendo de Santa Coloma una ciudad segura y garante de los derechos de las mujeres.