Pros y contras

La fullería de Ayuso

El discurso de la presidenta madrileña contiene buena parte de las claves de ese populismo conservador que hilvana los puntos más dispares del planeta

1
Se lee en minutos
Isabel Díaz Ayuso durante el discurso de su investidura celebrada en la Real Casa de Correos.

Isabel Díaz Ayuso durante el discurso de su investidura celebrada en la Real Casa de Correos. / EFE / ZIPI

El discurso de investidura de Isabel Díaz Ayuso contiene buena parte de las claves de ese populismo conservador que hilvana los puntos más dispares del planeta. Carga contra el aborto y la eutanasia (después de ostentar las cifras más lacerantes en pérdidas humanas por la pandemia), pervierte el sentido de la palabra libertad y simula defender a la clase trabajadora a costa de definir a los partidos de izquierdas como élites privilegiadas. Un discurso lleno de trampas y mentiras, de argumentos imposibles como defender la pizza para los niños vulnerables. Es el populismo del Brexit o de Trump, expuesto con esa exhibición de descaro y banalidad marca de Ayuso. 

Noticias relacionadas

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Al instante, Casado aparece un poco más débil, más desdibujado. Al instante, la izquierda tiene un poco más claro contra qué combate. Un adversario que se apuntaló con la crisis de la socialdemocracia y que se alimenta de los errores del sistema, de ese ultraliberalismo que ha desatado la desigualdad. Una denuncia fullera, que dice defender a las víctimas cuando solo quiere mantener y reforzar ese sistema injusto. Un discurso que desnuda las dificultades de la izquierda para plantarle cara, aportar soluciones y rescatar a sus víctimas.